Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

Heraldo Joven

Diversidad sexual: ¿es fácil 'salir del armario'?

Un 24% de jóvenes que tienen una orientación sexual distinta a la heterosexualidad afirman que es muy difícil vivir de forma plena su orientación sexual.

Tener una orientación distinta a la heterosexual es una situación a la que se enfrentan muchos chicos y chicas.
Tener una orientación distinta a la heterosexual es una situación a la que se enfrentan muchos chicos y chicas.
Pexels

Homosexualidad, bisexualidad, transexualidad… Tener una orientación distinta a la heterosexual es una situación a la que se enfrentan muchos chicos y chicas.

"''Salir del armario' es un proceso casi obligatorio para la comunidad LGTBI. Desde que nacemos la sociedad nos considera heterosexuales y cisexuales (personas no trans) por lo que llega un momento en el que tenemos que decir que no somos así”, explica Alejandro Sierra, miembro de la asociación SOMOS LGTBI de Aragón.

En general, entre los jóvenes, existe un sentimiento mayoritario de aceptación de todas las orientaciones sexuales, pero hay ciertos grupos que no toleran la diversidad sexual.

La homosexualidad es rechazada por un 11,4%, la bisexualidad por un 13,8% y la asexualidad por un 14,4% de jóvenes, según datos extraído del 'Barómetro Juventud y Género 2017 del ProyectoScopio' realizado por el Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de la Fad.

De hecho, un 24% de jóvenes españoles de 15 a 29 años que declaran tener una orientación sexual distinta a la heterosexualidad afirman que es “muy difícil” o “un poco difícil” vivir de forma plena su orientación sexual. La cuarta parte de las chicas no heterosexuales lo manifiestan y el 22,5% de los chicos así lo indican. Frente a este porcentaje, un 49% de jóvenes afirman vivirla de forma “fácil” o “muy fácil”.

Pero, por otro lado, según los datos del primer informe de acoso escolar por LGTBIfobia en Aragón, realizado por la asociación Somos LGTB+, el 75% de los alumnos homosexuales, lesbianas, bisexuales o transexuales se sienten discriminados en el instituto y tienen miedo al rechazo. Además, el 18% de los alumnos sufren o han sufrido algún tipo de violencia, como insultos, empujones, aislamiento o rumores falsos.

La Asociación SOMOS LGTBI de Aragón ofrece orientación e información para hacer frente a dudas y preocupaciones sociales para el colectivo. “Visibilizar la sexualidad es una forma de vivir como somos, un arma contra la discriminación”, afirma Alejandro Sierra, miembro de la asociación.

- Más información en Heraldo Joven. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión