Salud
Suscríbete por 1€

Heraldo Saludable

La ONU alerta sobre un aumento del 79 % en los casos globales de sarampión

"El desvío de recursos usados normalmente en las vacunaciones de rutina está dejando demasiados niños sin protección contra el sarampión y otras enfermedades evitables",

En los años 70, el virus fue menos intenso y no todos los niños de entonces fueron vacunados o pasaron el sarampión. Ahora, es a la bolsa de población no inmunizada a quien ataca el auge del sarampión en Europa. 90.000 casos en 6 meses.
Brote de sarampión.

Los casos de sarampión, enfermedad que puede ser mortal especialmente en niños no vacunados, subieron un 79 % a nivel global en los primeros dos meses de 2022, advirtió este miércoles Naciones Unidas, que teme que a la pandemia de covid pueda seguirle una "tormenta perfecta" de brotes de otras enfermedades.

En enero y febrero se registraron en el mundo 17.338 casos de sarampión, frente a 9.665 en el mismo periodo de 2021, algo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) atribuyen a la interrupción de campañas de vacunación durante la pandemia.

"El desvío de recursos usados normalmente en las vacunaciones de rutina está dejando demasiados niños sin protección contra el sarampión y otras enfermedades evitables", destacaron en un comunicado conjunto, donde advirtieron de que también podrían producirse brotes de otras enfermedades infecciosas contra las que hay vacuna.

La relajación de las medidas de distanciamiento físico en los últimos meses y las crisis humanitarias en países como Ucrania, Etiopía o Afganistán (muchos de los brotes se declaran en zonas en conflicto) también han podido influir en el aumento de casos, señalaron las dos agencias de Naciones Unidas.

En los últimos 12 meses, los países que más casos de sarampión han reportado han sido Nigeria (12.341), Somalia (9.068), el Yemen (3.629), Afganistán (3.628) y Etiopía (3.039), afectados por crisis humanitarias y donde las tasas de vacunación son relativamente bajas (entre el 46 % y el 68 %, cuando se recomienda alcanzar el 95 %).

OMS y UNICEF alertan también sobre el posible estallido de brotes de la enfermedad en Ucrania, que ya antes de la guerra era el país europeo con más casos (115.000, de los que 41 fueron mortales, entre 2017 y 2019) y que debido a la pandemia de covid y a la guerra ha interrumpido sus campañas de vacunación en los últimos tres años.

Las organizaciones advierten de que durante la pandemia se han paralizado 57 campañas de vacunación contra enfermedades infecciosas en 43 países, lo que afecta a 203 millones de personas, muchas de ellas niños.

De esas campañas interrumpidas 19 son de sarampión, lo que ha colocado a 73 millones de niños en situación de vulnerabilidad ante una enfermedad con capacidad letal y que, al debilitar el sistema inmunológico, puede producir graves infecciones por neumonía o diarrea.

OMS y UNICEF recuerdan que en 2020, el primer año de la pandemia de covid, hasta 23 millones de niños no pudieron acceder a sus vacunaciones rutinarias, el número más alto desde 2009.  

Los síntomas del sarampión

Los signos y los síntomas del sarampión generalmente son los siguientes:

Fiebre.

Tos seca.

Goteo nasal.

Dolor de garganta.

Ojos inflamados (conjuntivitis). 

Manchas blancas diminutas con centro blanco azulado y fondo rojo dentro de la boca, en la cara interna de la mejilla, también denominados "puntos de Koplik".

La infección se produce en una secuencia de etapas entre dos y tres semanas de duración: Primero se produce el periodo de infección e incubación, que dura de 10 a 14 días después del contagio. Durante ese período, no se manifiestan signos ni síntomas. La enfermedad se manifiesta con fiebre de leve a moderada, a menudo acompañada de tos continua, goteo nasal, ojos inflamados (conjuntivitis) y dolor de garganta. Estos síntomas relativamente leves pueden durar dos o tres días. Después llega la enfermedad aguda y sarpullido, que consiste en pequeñas manchas rojas, algunas de las cuales están levemente elevadas. Los puntos y bultos en grupos estrechos le dan a la piel un aspecto rojo moteado. El sarpullido aparece primero en el rostro. Durante los días siguientes, el sarpullido se esparce por los brazos y el tronco, y luego por los muslos, las pantorrillas y los pies. Al mismo tiempo, la fiebre aumenta abruptamente y a menudo alcanza los 40 o 41 °C. El sarpullido del sarampión disminuye progresivamente; primero desaparece del rostro y, por último, de los muslos y los pies.

Período de contagio. Una persona con sarampión puede propagar el virus a otras durante aproximadamente ocho días; ese período comienza cuatro días antes de que aparezca el sarpullido y finaliza cuando este ha estado presente durante cuatro días.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión