Salud
Suscríbete por 1€

Heraldo Saludable

‘In corpore sano’

Tres completos ejercicios para hacer en el salón de casa sin material de gimnasio

La pandemia ha hecho que aumente considerablemente el número de personas que practica deporte en sus hogares.

Los abdominales proporcionan beneficios como la mejora de la postura y del equilibrio o su notable contribución a la hora de prevenir lesiones.
Los abdominales proporcionan beneficios como la mejora de la postura y del equilibrio o su notable contribución a la hora de prevenir lesiones.

Entre los numerosos efectos que ha producido la crisis del coronavirus se encuentra el del notable aumento de la práctica deportiva en las casas. Bien sea por el temor al contagio en los espacios cerrados o por las restricciones aprobadas al respecto, cada vez más personas realizan actividad física en sus hogares. Así, existen diversos ejercicios muy completos que pueden llevarse a cabo en el propio salón y sin necesidad de material de gimnasio.

Uno de ellos son los abdominales, que proporcionan beneficios como la mejora de la postura y del equilibrio o su notable contribución a la hora de prevenir lesiones. Estos pueden hacerse tumbándose de espaldas, con las piernas dobladas y los pies firmes en el suelo. Estirando los brazos o doblándolos en X sobre el pecho, se ha de levantar el tren superior del cuerpo lentamente hasta que se llegue a la altura de las rodillas, aguantando ahí unos segundos y volviendo a bajar.

‘Jumping jacks’

Los ‘jumping jacks’ constituyen otra de las claves en este sentido. Se empieza de pie, con los pies separados a la altura de los hombros, en posición recta y con los brazos relajados. Luego, se da un salto y se aterriza con los pies separados en forma de A y con las manos levantadas hacia el cielo. A continuación, se da otro salto y se vuelve a la posición inicial.

Otra de las modalidades más interesantes al respecto es la del escalador. Para practicarla, se empieza colocándose en la posición alta de flexión, con los brazos estirados y las palmas de las manos apoyadas en el suelo, el cuerpo recto y los dedos de los pies dando soporte. Posteriormente, se dobla la rodilla derecha y se lleva hasta la altura del pecho mientras se mantiene la otra pierna recta y la tripa dura. Por último, se devuelve a la posición inicial y se cambia de pierna.

- Ir al suplemento de salud.

REALIZADO POR BLUEMEDIA STUDIO
Este contenido ha sido elaborado por BLUEMEDIA STUDIO, unidad Branded Content de Henneo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión