Despliega el menú
Salud

Heraldo Saludable

"El mayor temor al VIH es un miedo a que lo sepa tu entorno"

Cerca de 2.000 personas están en tratamiento en Aragón, aunque se estima que un 30% de los afectados está sin diagnosticar. Asociaciones y especialistas reclaman más campañas informativas para vencer el "estigma social" que arrastra la enfermedad.

Jancho Barrios, presidente de OMSIDA muestra las imágenes de varias campañas informativas.
"El mayor temor al VIH es un miedo a que lo sepa tu entorno"
P. Berné

"Cuando a una persona le diagnostican un tumor, va corriendo a su familia y a sus amigos y ahí encuentra todo el apoyo y el cariño del mundo, pero cuando una persona es diagnosticada de VIH pasa todo lo contrario: el mayor temor para el enfermo es que se enteren en su entorno". Lo cuenta Jancho Barrios, presidente de Omsida y diagnosticado de VIH a finales de los 80, tras haber estado enganchado a la heroína. La enfermedad acabaría cobrándose la vida de dos de sus hermanos, pero él -con ayuda de la familia y gracias a los avances en los tratamientos- consiguió salir adelante. "Cuando te diagnostican sientes pavor, te preguntas qué va a pasar, cuánto vas a durar o qué tendrás que hacer a partir ahora. Peroel mayor temor es un miedo social a que se enteren en tu entorno", confiesa el actual presidente de la asociación zaragozana Omsida, donde trabajadores y voluntarios se encargan de vencer ese "miedo al rechazo" que enfrentan quienes acuden para hacerse la prueba gratuita de detección del VIH.

Según datos del Salud, en Aragón se diagnostican cada año en torno a 100 nuevos casoscon el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). "En el año 2013 fueron 104 nuevos pacientes infectados por el VIH: 89, en Zaragoza; 10, en Huesca; y 5, en Teruel", informa la doctora Piedad Arazo, jefa de la Sección de Enfermedades Infecciosas del Hospital Miguel Servet de Zaragoza. Una cifra que, según estiman los especialistas, podría ir en aumento conforme se conciencia a la población sobre la importancia del diagnóstico precoz del VIH y se facilita el acceso a las pruebas. "En la actualidad –afirma esta doctora- hay algo más de 2.000 pacientes en tratamiento en la Comunidad, a los que se sumarían aquellos que aún no están diagnosticados y que vienen a suponer un 30% de los afectados", matiza Arazo.

Mantener relaciones sexuales sin protección, la principal causa de contagio

Los patrones epidemiológicos de la transmisión del virus han cambiado mucho en los últimos años. Así, mientras en la década de los 90 la transmisión solía darse en usuarios de drogas por vía endovenosa, en la actualidad el VIH se transmite en un 90% de los casos por vía sexual. "La principal causa del contagio hoy en día sigue siendo la falta de protección a la hora de mantener relaciones sexuales. Si hubo una época en la que había infectados por intervención quirúrgica, ahora esto es totalmente inviable y en el caso de las drogas, al descender el consumo de heroína, también descendió notablemente el contagio a través de esa vía", añade Sandra Mazzioti, responsable del programa O'Cambaleche de Cruz Blanca, que cumple 18 años atendiendo a los grupos de riesgo y a los colectivos más vulnerables.

“En el año 96 un grupo de voluntarios salíamos a la calle y hacíamos reparto de jeringuillas para no infectarse", recuerda Mazzioti al explicar el cambio que se ha dado en las campañas de prevención contra el VIH. Así, año tras año las campañas puestas en marcha por Omsida y Cruz Blanca fueron evolucionando hasta cubrir las necesidades de todos los afectados y grupos de riesgo. "Hoy se atiende tanto a personas que ejercen la prostitución, como a mujeres en exclusión, inmigrantes y todo tipo de colectivos en situación de vulnerabilidad que puedan estar expuestos", subraya Mazziotti, quien considera "fundamental" extender estas campañas a la población en general para "concienciar de que el sida es algo que por medio de una práctica sexual de riesgo le puede tocar a cualquiera".

En la actualidad, indica la doctora Arazo, el perfil mayoritario de afectados en Aragón es el de un varón joven -heterosexual o HSH (hombres que tienen sexo con hombres)- de unos 25-39 años, si bien hay un 34% de los afectados que tienen entre 40-59 años. Además, según sostiene la doctora, desde 2013 ha habido también tres nuevos casos en varones mayores de 65 años y otros tres casos de transmisión maternofetal "a pesar de las medidas que hay para evitar este tipo de contagios", lamenta Arazo.

Aumento de casos en personas jóvenes y mujeres inmigrantes

Desde Omsida, por su parte, alertan a su vez de un "repunte" de casos entre los más jóvenes, así como entre mujeres inmigrantes "por la mayor dificultad que tienen para acceder al sistema sanitario". "Un 30% de los nuevos diagnósticos son en personas menores de 30 años", precisa Barrios. La explicación, a juicio del presidente de Omsida, se encuentra en la falta de campañas específicas dirigidas a los jóvenes, teniendo en cuenta la vulnerabilidad de este colectivo. "Las relaciones sexuales cada vez comienzan antes y hay mayor diversidad sexual cada vez. Además, hablamos de un grupo de riesgo que no ha vivido el bombardeo mediático ni el drama de los 80 y los 90, por lo que no tienen esa percepción de miedo y de riesgo que había entonces", señala Barrios.

Gracias a los avances en nuevos tratamientos con terapias combinadas se ha conseguido mejorar "notablemente" la calidad de vida de estos enfermos y el sida ha dejado de estar considerado una enfermedad mortal. "Al principio tenías que tomar 20 fármacos diarios con unos efectos demoledores, pero desde el año 2000 se han ido mejorando y, por ejemplo, aquellos que producían lipodistrofia –una imagen deteriorada en el rostro por una mala distribución de la grasa- han quedado desterrados", añade Barrios.

Pese a todo, especialistas, asociaciones y enfermos coinciden en que no se puede bajar la guardia, ya que la prevención sigue siendo la medida más eficaz para luchar contra el VIH. "Las campañas son eficaces si se hacen de forma persistente y no solo en días aislados como el Día Mundial del sida", subraya la doctora Arazo, para quien una de las mejores medidas de prevención es el "tratamiento antirretroviral para los infectados" así como el incremento de campañas informativas cuyo objetivo principal sea "disminuir el estigma social" que aleja a muchos pacientes de las consultas médicas a la hora de hacerse la prueba. "La falta de información determina que se margine o estigmatice a estos pacientes, de ahí la importancia de que la población en general sepa que no es tan fácil contagiarse del VIH con las actividades de la vida cotidiana. El contagio ahora es por vía sexual y, por lo tanto, no existe mayor peligro para la población salvo que se mantengan relaciones sexuales de riesgo", sentencia la doctora.

"La sostenibilidad de las asociaciones ha quedado tocada por los recortes"

El presidente de Omsida, por su parte, valora positivamente las mejoras que se han conseguido gracias a los tratamientos, aunque lamenta que "debido a los recortes la sostenibilidad de las asociaciones ha quedado tocada". "Desde el año 2000 se han recortado un 70% a nivel estatal las partidas destinadas a la prevención y la atención del VIH. Consecuencia de ello fue que el dinero que se destinó desde el Plan Nacional sobre el Sida a las CC. AA. se quedó en cero euros", denuncia Barrios, quien asegura que desde entonces han seguido sufriendo "recortes del 75%".

Pese a todo, desde Omsida y Cruz Blanca siguen trabajando para "promocionar y acercar" las pruebas gratuitas de detección del VIH a toda la población, pues se estima que un diagnóstico tardío es tres veces más caro que un diagnóstico temprano. "Donde no llegan las instituciones, tenemos un dispensario médico y atención de especialistas para aquellos casos de desconocimiento o de imprudencia que requieren ayuda, porque somos plenamente conscientes de que todo diagnóstico tardío es un gasto añadido que se puede evitar", concluyen desde Cruz Blanca.

Durante este lunes, con motivo del Día Mundial del sida, ambas asociaciones realizarán diferentes actos con el objetivo de concienciar a la población y reivindicar los derechos de los afectados.

Ir al suplemento de salud.

Etiquetas