Ocio y Cultura
Suscríbete

arte

El Pablo Serrano cumple una década con unas celebraciones de bajo perfil

La programación del museo incluye un vídeo, un perfil en Tik Tok, una conferencia o cinco visitas teatralizadas.

Aniversario del Pablo Serrano
Aniversario del Pablo Serrano
Guillermo Mestre

El 23 de marzo de 2011 se inauguró en Zaragoza el Instituto Aragonés del Arte y la Cultura Contemporáneos Pablo Serrano (IAACC), tras una inversión de 28 millones de euros. Un acto marcado por la ausencia de las herederas del escultor de Crivillén, Susana Spadoni y Valeria Serrano, ya que no respaldaban a los entonces gestores políticos del proyecto. María Luisa Cancela, directora del centro en aquel momento, verbalizó la filosofía que alimentaba su acción: "Este espacio nace con la vocación de convertirse en el eje vertebrador de la creación y la cultura contemporáneas aragonesas. Tenemos el reto de convertirlo en un espacio capaz de entusiasmar a todo tipo de públicos".

Una década después, el espacio museístico cumple su décimo aniversario con unas celebraciones de bajo perfil, que no incluyen ninguna exposición ni ningún ciclo de altura. El programa, ha sido presentado este martes por Felipe Faci, consejero de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, consiste en la difusión de un vídeo institucional que relata la historia y el recorrido del museo, la convocatoria de creación artística para el apoyo de creadores contemporáneos, la creación de una nueva carpeta didáctica para familias diseñada por Vera Galindo, la reactivación del Club de Jóvenes Artistas, una campaña dirigida a niños y jóvenes de 3 a 16 años sobre ‘Cómo ves el IAACC’, la apertura de un perfil en la red social Tik Tok, cinco visitas teatralizadas los días 27 y 28 de marzo y, finalmente, una conferencia mañana en directo a través de Youtube a cargo de la comisaria Lola Durán sobre la muestra ‘Pablo Serrano. La Gran Bóveda de Aldeadávila’. Además, durante todo el fin de semana la azotea permanecerá abierta al público en el horario habitual.

Tras agradecer a Susana Spadoni –nuera de Pablo Serrano– y Valeria Serrano –nieta– por «haber contribuido decisivamente para que el museo sea lo que es», el consejero Faci se ha mostrado muy orgulloso por el camino por el que ha transitado la institución. «Estuve en la inauguración de hace diez años. Había muchas expectativas sobre lo que iba a representar este museo para la sociedad y para la cultura. Ha contribuido a fortalecer la imagen de la cultura aragonesa gracias a toda la obra de Pablo Serrano que recoge», ha indicado.

Ha proseguido reivindicando su función dinamizadora en múltiples facetas artísticas, no sólo las escultóricas o de pintura: «En los últimos tiempos he venido aquí para la presentación del último libro de Javier Cercas, para la concesión del Premio de las Letras Aragonesas, para la adquisición de nuevas obras pictóricas… Es un centro neurálgico y un referente de la actividad cultural que se desarrolla en Aragón».

Faci ha alabado la continuidad que ha acompañado al centro en tiempos de coronavirus: «En un año de pandemia, el Museo Pablo Serrano ha estado vivo en los peores momentos, abierto, ha recibido cuadros de José Manuel Broto, ha comprado obra a artistas contemporáneos… Hablar de este museo es reconocer el compromiso del Gobierno de Aragón con la cultura y el patrimonio. La cultura es un hecho democrático, un bien de interés público que tenemos que acercar a todos los ciudadanos, indispensable para la sociedad».

94 exposiciones

Anteriormente, Víctor Lucea, director general de Cultura, ha hecho balance de esta década pasada. Un periodo en el que se han programado 94 exposiciones en el centro y en el que, según ha apuntado, «en los últimos años lo han visitado una media de 60.000 personas».

«La inversión realizada ha revertido con creces por la promoción de la cultura y la actividad económica. Se añaden los intangibles en cuanto a reputación y al acompañamiento de la creación contemporánea. Ha contribuido a mover a la reflexión del tiempo y la sociedad a partir del arte. Es un centro de difusión cultural, pero también de bienestar. Se ha demostrado que es un alimento imprescindible en esta pandemia impensable», ha sostenido Lucea, quien ha tomado prestada una reflexión de Pablo Serrano sobre el cometido de un museo: «Es el intermediario entre la obra y el espectador y tiene que estimular la creación artística en los jóvenes».

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión