Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

La música y el espíritu indómito de 'Carmen' se adueñan ya del Auditorio de Zaragoza

La Orquesta Reino de Aragón ensaya desde el sábado para las tres funciones del próximo fin de semana. La mezzo croata Irena Parlov interpreta el papel protagonista.

La mezzosoprano croata Irena Parlov, protagonista de la 'Carmen', que se verá en Zaragoza.
La mezzosoprano croata Irena Parlov, protagonista de la 'Carmen', que se verá en Zaragoza.
Guillermo Mestre

Hace siete años, Irena Parlov visitó Zaragoza para asistir a una de las ‘master-class’ que impartía Montserrat Caballé. La soprano catalana, tras escuchar su voz, le vaticinó que sería una gran Carmen para la ópera de Bizet. E Irena, que contempló la Puerta del Carmen y vio en la ciudad otras referencias a ese nombre, se lo tomó todo como un presagio. Ahora, ya profesional, y tras haber encarnado una veintena de veces el papel, regresa a Zaragoza para las tres funciones que va a dar la Orquesta Reino de Aragón, con Ricardo Casero a la batuta.

Será su primera actuación en España; y a ella, como al resto del elenco y a la propia orquesta, se le nota un apetito especial por agradar, por triunfar y dejar al público zaragozano el regusto del arte lírico bien interpretado. "No es una ópera sencilla –subraya el director, Ricardo Casero–, porque es intensa y tiene una importante carga dramática. A mí me atrae su viveza y calidad.Es una ‘superobra’ maestra y los solistas son brillantísimos y van a sorprender al público zaragozano".

La obra se representa el próximo fin de semana (9, 10 y 11 de marzo, a las 19.00, 20.00 y 11.30, respectivamente, esta última función dentro del Ciclo de Introducción a la Música). Las entradas, cuya venta avanza a buen ritmo (el aficionado recuerda aún la emocionante ‘Bohème’ del año pasado) cuestan entre 15 y 32 euros.

"Reivindicar nuestra calidad"

Los ensayos comenzaron el sábado y continúan a lo largo de toda la semana. Casero está puliendo los más mínimos detalles, centrado en el sonido y empaste de voces e instrumentos, y las dificultades escénicas de la sala, que no está concebida para la ópera (no hay telón, por ejemplo) las ha solventado, como ya hizo el año pasado, el director de escena, Kike Llorca.

Voces frescas, pero ya experimentadas, una orquesta que no para de crecer y que cada vez se enfrenta a retos mayores, un director sólido y sabio y un coro (Amici Musicae) de total solvencia son los ingredientes de esta ‘Carmen’ que se perfila como un pequeño acontecimiento musical.

"Nos hemos centrado en que la historia sea entendible, con una escenografía simple y una alta calidad –subraya Casero–. Nos gustan los retos, y montar una ópera, bien pero con poco presupuesto, tiene mucho mérito. La obra ya está rodada, la hemos representado varias veces y con mucho éxito desde octubre pasado. Y por eso a Zaragoza hemos venido para reivindicar nuestra calidad. En la ORA no existe la palabra ‘bolo’. Desde el principio quisimos que la orquesta fuera seria en todas y cada una de sus actuaciones, sabíamos que este proyecto tenía que invertir en su futuro, concierto a concierto. Los músicos lo saben y lo valoran". El reparto vocal se ha seleccionado tras varias audiciones, tanto en el extranjero como en España.

Para Sergio Guarné, director general de la Orquesta Reino de Aragón, 2018 va a ser también un gran año. "Después de ‘Carmen’ haremos la ‘Misa de la Coronación’ de Mozart; el espectáculo ‘Vagamundo’, con música de Santiago Auserón en versión sinfónica; y el ‘Réquiem’ de Verdi –desgrana–. Para la temporada 18-19 queremos emprender otras siete u ocho producciones, lo más diversas posible. Que la orquesta sea residente del Auditorio de Zaragoza ha supuesto un importante paso, aunque, con mayor apoyo y coordinación de las instituciones, las cosas irían aún mejor. En cualquier caso, tenemos la orquesta que queremos".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión