Despliega el menú
Nacional

La justicia francesa libera a Josu Ternera, el histórico fugitivo etarra

El Tribunal de Apelación de París ha tomado la decisión y el etarra detenido en mayo en los Alpes no podrá salir de Francia y tendrá que fichar una vez por semana en una comisaría del centro de París.

José Antonio Urrutikoechea tendrá que presentarse en comisaría una vez por semana y no podrá salir de Francia

José Antonio Urrutikoechea tendrá que presentarse en comisaría una vez por semana y no podrá salir de Francia

La justicia francesa ordenó este miércoles la liberación del histórico etarra José Antonio Urrutikoetxea, 'Josu Ternera', que había sido detenido hace apenas dos meses tras 17 años en la clandestinidad, con dos procesos pendientes en Francia y al que España reclama por el atentado de la casa cuartel de Zaragoza que dejó once muertos en 1987. 

El Tribunal de Apelación de París, contra la opinión de la Fiscalía, respondió favorablemente a la demanda de puesta en libertad que hicieron los abogados de Urrutikoetxea después de que ingresara el 17 de mayo en la prisión de la Santé de París, un día después de haber sido capturado en la localidad de Sallanches, en los Alpes franceses.

En las próximas horas está previsto que abandone el centro penitenciario del centro de París y que quede bajo control judicial, por lo que debe entregar su pasaporte, no puede viajar fuera del territorio francés y tiene que fichar una vez a la semana en la comisaría del distrito III de París, en el centro de la ciudad.

Una comisaría próxima al lugar donde va a vivir, en el domicilio de Louis Joinet, magistrado de renombre y exconsejero del antiguo presidente francés, François Mitterrand, conocido en el mundo del derecho por ser uno de los padres de lo que se conoce como la justicia transicional.

Joinet se ofreció a alojarlo y es una de las principales garantías de que no eludirá a la justicia presentadas en la audiencia por el mismo etarra y por sus abogados, Laure Heinich y Laurent Pasquet-Marinacce.

Heinich insistió en que le han manifestado su apoyo "intelectuales de renombre", religiosos o políticos, y que durante su actuación en el equipo negociador de ETA ha demostrado ser un hombre de palabra.

El propio interesado hizo valer el mismo argumento afirmando que "en el País Vasco, la palabra es sagrada".

Pasquet-Marinacce también alegó para pedir su salida de la cárcel que mantenerlo entre rejas era incompatible "con su estado de salud" porque debe ser operado de la próstata "con la más extrema urgencia".

De hecho, Urrutikoetxea (68 años) contó que el mismo día que fue capturado en el aparcamiento del hospital de Sallanches tenía cita para que se llevara a cabo esa operación, que en las semanas precedentes había perdido ocho kilos y que llevaba una sonda.

Los dos abogados que han conseguido sacarlo de prisión son los mismos que también lograron que su hijo Egoitz -que estuvo este miércoles en la audiencia, junto a su hermana Irati- esquivara las tres condenas que recibió durante sus años de clandestinidad.

Egoitz Urrutikoetxea fue detenido en octubre de 2015 y pasó entre rejas apenas poco más de un mes. El letrado Pasquet-Marinacce explotó entonces diferentes fallos del procedimiento y las tres condenas fueron anuladas. Los tres sumarios en su contra han vuelto a la fase de instrucción y está pendiente de proceso.

La comparecencia de 'Josu Ternera' este miércoles ante el Tribunal de Apelación también tuvo que ver con su petición para que se repita el juicio por una condena a siete años de prisión que recibió en rebeldía en diciembre de 2010 por su pertenencia a ETA.

Sus abogados quieren que ese proceso se traslade al Tribunal Correccional de París, donde Urrutikoetxea está convocado el próximo día 28 por una segunda condena en rebeldía a ocho años dictada en junio de 2017 y que también ha recurrido.

En este segundo caso fue por su responsabilidad en el aparato político de la banda entre 2011 y 2013, cuando junto a David Pla e Iratxe Sorzábal estuvo en Noruega intentado una negociación con el Gobierno español, que se negó a participar.

Lo más probable es que ninguno de esos dos procedimientos sean examinados la semana próxima, sino aplazados como mínimo hasta después de las vacaciones de verano.

Además, la Audiencia Nacional de Madrid ha solicitado a Francia su entrega para ser enjuiciado por el atentado de 1987 contra la casa cuartel de Zaragoza en el que murieron once personas, entre ellas seis menores.

Esa demanda, que según explicaron sus abogados todavía no le ha sido notificada, debe ser abordada en las audiencias que celebra los miércoles por la tarde la sala de instrucción del Tribunal de Apelación de París.

Etiquetas
Comentarios