Despliega el menú
Motor

motor

Un ciudadano divertido, ágil y con chispa

El Skoda Citigo iV es un coche nacido y pensado para la ciudad, un urbanita práctico, silencioso y eléctrico.

Skoda Citigo iV
Skoda

Es el ciudadano ideal. Pequeño, ágil, alegre, divertido, libre de emisiones, silencioso... y eléctrico. El Citigo iV es el primer coche a pilas de Skoda, ‘hermano’ de los Volkswagen e-up y del Seat Mii electric.

Exteriormente, el Citigo iV es casi igual que la versión de combustión, salvo por su estética diferente en el frontal donde incorpora una parrilla del radiador del mismo color de la carrocería y un parachoques con un diseño diferente.

Gracias a su motor de 61 kW (83 CV) y un par máximo de 210 Nm, el modelo de Skoda se mueve por ciudad con soltura y desparpajo. Acelera de 0 a 100 km/h en 12,5 segundos y es capaz de alcanzar los 130 km/h de velocidad máxima.

Está alimentado por una batería de iones de litio de 36,8 kWh de capacidad, que le permite un recorrido de hasta 260 km sin necesidad de parar a recargar. En reponer hasta el 80% de su energía puede tardar desde una hora, con un sistema rápido, hasta 12 horas, si se usa una estación de carga en casa de 2,3 kW. En total, admite hasta tres tipos de enchufe para la recarga.

El Citigo iV es un coche eminentemente urbano, muy manejable y práctico, que mide 3,60 metros de largo por 1,65 m de ancho.

Dispone de tres modos de conducción: Normal, Eco y Eco+. En el primer caso, el coche puede hacer uso de toda su potencia, mientras que en los dos últimos está limitada para lograr un menor consumo de energía. El modelo de Skoda permite la conducción con un solo pedal gracias a los cuatro niveles de retención que ofrece al levantar el pie del acelerador.

Skoda Citigo iV
Skoda Citigo iV
Skoda

Por dentro, hay bastante espacio para los ocupantes, hasta cuatro. El maletero tiene capacidad para 250 litros.

Desde 17.900 euros

El Citigo iV se presenta con dos acabados: la versión básica o ambition cuesta 22.370 euros; y la terminación superior o Style, 22.970 euros. El precio, con promociones de la marca, se queda en 17.900 euros.

La versión básica lleva ya faros con luz de marcha diurna tipo led, faros antiniebla, servicios de acceso remoto y de carga del vehículo, soporte para smartphone con aplicación móvil Move&Fun, asistente de mantenimiento de carril, cierre centralizado por control remoto, climatizador y ordenador de a bordo.

El acabado superior incluye, además, llantas de aleación ligera de 16 pulgadas especiales, retrovisores exteriores calefactados y eléctricos, lunas traseras en cristal oscuro tintado, sensor de aparcamiento trasero y volante multifuncional de cuero, entre otras cosas.

Además, la batería tiene una garantía de 8 años o 160.000 kilómetros.

La gama Eco de Skoda: Citigo iV, Kamiq, Scala y Superb iV

Junto al Citigo iV 100% eléctrico, Skoda ofrece una gama Eco compuesta por la versión híbrida enchufable del Superb y sus vehículos propulsados por gas natural Kamiq y Scala G-TEC. Con permiso del coronavirus, el fabricante checo espera, una vez superada la crisis sanitaria, que estos modelos representen en torno a un 10% de las ventas de la compañía en España. El Superb iV es el primer modelo de Skoda que dispone de una versión con motor híbrido enchufable. Con un propulsor de gasolina y otro eléctrico, que combinados desarrollan hasta 218 caballos de potencia, está disponible en el mercado desde 31.200 euros. Bien acabado, señorial y con mucho espacio interior, el Superb iV cuenta con una autonomía eléctrica de hasta 57 kilómetros.

Citigo iV, Kamiq, Scala y Superb iV
Citigo iV, Kamiq, Scala y Superb iV
Skoda

Completan la gama el Kamiq –un SUV urbano– y el Scala –un compacto–, ambos llegados al mercado en 2019, y ahora con un motor de gas natural comprimido (GNC). El uso de esta energía se ha generalizado entre algunas de las marcas del grupo alemán Volkswagen, al que pertenece en la actualidad Skoda.

Recién presentado, pronto llegará también a la calle el Octavia iV, con una versión RS y variantes microhíbridas.

Etiquetas
Comentarios