Despliega el menú
Motor
Suscríbete

La joya de Kia es un gran turismo de altos vuelos

Tiene nombre de misil, una estética que deja boquiabierto, y un comportamiento sobre el asfalto que sorprende dado su tamaño.

El diseño y el tacto de conducción del nuevo Stinger sorprendería a más de uno en una cata a ciegas. La evolución de Kia es sorprendente.
La joya de Kia es un gran turismo de altos vuelos
Kia

Decir que Kia crece a pasos de gigante puede parecer exagerado. No hablo solo de ventas, sino del hecho de que pocas marcas son capaces de lanzar al mercado cuatro nuevos modelos en un año, o evolucionar tan rápidamente en diseño y calidad. Después del lanzamiento de los nuevos Picanto, Rio y Stonic, llega el turno del Stinger. Un gran turismo basado en el prototipo GT Concept, que nace para convertirse en el buque insignia de la marca coreana.

De altos vuelos. Si piensas que el nuevo Kia se trata de una berlina generalista más, de gran tamaño, con la que la marca pretende acercarse al segmento ‘premium’, has errado en tu diagnóstico. Después de haberlo probado en carretera y en el revirado circuito de Llucmayor, en Mallorca, te aseguro que el nuevo producto de Kia es algo más serio. Empezando por su apariencia. Cierto es que la marca coreana se ha granjeado un buen equipo de diseñadores, y que la estética siempre es subjetiva, pero cuando lo ves al natural no puedes apartar los ojos de él. Líneas estilizadas pero musculosas, multitud de detalles como sus ópticas, sus canalizaciones aerodinámicas o su trasera poderosa, tienen la culpa.

Conjunto de alto nivel

Una fachada bonita que no sirve de nada si el resto del conjunto no rinde al mismo nivel. El Stinger se ofrece con tres mecánicas, todas ellas combinadas con una caja automática/secuencial de 8 velocidades. Un diésel de 2,2 litros de cilindrada y 200 CV, y dos motores de gasolina, de 2 y 3,3 litros, cuyas potencias alcanzan los 255 y 370 CV de potencia respectivamente.

Las versiones inferiores de gasolina cuentan con tracción trasera, mientras que el diésel se ofrece con tracción trasera o total, y el gasolina más potente, sólo con esta última. Sí, no se trata de un error, 370 CV en un Kia de tracción integral. Lo dicho, algo muy serio. Tanto, que pese a tamaña cifra de potencia, el chasis parece ir sobrado. Albert Biermann, ex del departamento M de BMW, ha participado en el desarrollo del Stinger y eso se nota.

Al volante, su dirección es directa y comunicativa, su respuesta a nivel deportivo, al igual que la efectividad de sus frenos, excelente, y además, es capaz de transportarte largas distancias con un elevado nivel de confort.

Un gran turismo auténtico con unas prestaciones de nota. Basta citar la cifra de los 270 Km/h de punta de la versión 3.3, o su aceleración, de solo 4,9 segundos. Si al cóctel comentado le añades un equipamiento completísimo, un interior atractivo, y unos precios entre 37.900 y 54.150 euros, tuyas serán las conclusiones.

Ir al suplemento de motor. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión