Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

AFGANISTÁN

El Gobierno de Afganistán negocia el fin de la guerra con los líderes talibanes

Obama apoya los intentos de Karzai pero señala que los insurgentes deben renunciar primero a la violencia.

Un soldado italiano de la ISAF, bajo el mando de la OTAN, ayer en la localidad afgana de Herat.
El Gobierno de Afganistán negocia el fin de la guerra con los líderes talibanes
J. REZAYEE/EFE

El Gobierno afgano ha mantenido "contactos con los talibanes y sus líderes", según reconoció ayer un portavoz presidencial de Afganistán, que ligó futuros pasos en el diálogo al recién constituido Consejo de Paz gubernamental. "Se han producido contactos con los talibanes y sus líderes. No puedo entrar en detalles", aseveró el viceportavoz presidencial Seyamak Herawi.

Herawi ni confirmó ni desmintió una información publicada ayer por el diario estadounidense 'The Washington Post', según la cual el Gobierno y los talibanes han iniciado conversaciones secretas de alto nivel para negociar el final de la guerra afgana.

"Tenemos ahora un Consejo de Paz. Cualquier nuevo paso será dado por este consejo", concluyó Herawi, quien recordó que el Gobierno anunció ya su propósito de hablar con quienes "no son terroristas" y "acepten la ley y la Constitución afganas".

El Ejecutivo afgano anunció a comienzos de septiembre la creación de un Consejo de Paz con el fin de dialogar con el movimiento talibán y otros grupos insurgentes, y nombró, ya a finales de ese mes, a sus 68 integrantes. Uno de esos miembros, Abdul Hamid Mubariz, jefe de la Unión Afgana de Periodistas, aseguró ayer que el consejo celebrará hoy su primera sesión y expresó su satisfacción ante el hecho de que exista un diálogo entre el Gobierno y los insurgentes con vistas a lograr la paz.

Mubariz apuntó no estar al tanto de la información aparecida en el diario estadounidense, pero sí reveló que el mes pasado viajaron a Kabul antiguos miembros del estamento político y militar pakistaní que hablaron en representación de los talibanes.

"(El ex ministro del Interior, Aftab Ahmad) Sherpao y el ex jefe del ISI Asad Durrani llegaron a Kabul representando a los talibanes, y se vieron con el ministro afgano de Educación, Faruq Wardak, y el diputado Mirwaiz Yasini", sostuvo Mubariz.

Según publicó 'The Washington Post', que se apoya en media docena de fuentes amparadas por el anonimato, las nuevas conversaciones son una continuación de otras que concluyeron sin acuerdos hace más de un año en Arabia Saudí. Los representantes insurgentes cuentan en teoría, según esas fuentes, con la autorización del principal líder talibán, el mulá Omar, para hablar en nombre de la sura de Qüetta, que tiene su base en algún lugar de la provincia pakistaní de Baluchistán (suroeste).

Hasta el momento, los portavoces talibanes han fiado en público el cese de la violencia y el fin de la guerra a la salida previa de Afganistán de las tropas extranjeras, unos 150.000 soldados que se hallan desplegados por todo el país.

Según la versión del diario, un extenso acuerdo fijaría un calendario de retirada de las tropas internacionales a la par de la incorporación al Gobierno afgano de algunas figuras de la cúpula talibán.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, apoya los intentos del Gobierno afgano de establecer conversaciones de paz con los líderes talibanes, aunque subraya que estos insurgentes deben renunciar primero a la violencia. El portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, indicó que EE. UU. no participará en esas conversaciones, porque es "algo que tienen que hacer los afganos, no es algo que tenga que ver con nosotros".

100.000 militares de EE. UU.

Las declaraciones del portavoz se producen en vísperas del noveno aniversario de la guerra en Afganistán, cuando la presencia militar de EE. UU. en el país asiático es la mayor del conflicto y supera los 100.000 soldados.

Por otro lado, las fuerzas internacionales desplegadas en Afganistán mataron el martes mediante un "ataque aéreo selectivo" al 'gobernador' talibán de la provincia de Faryab, Qari Ziauddin.

Etiquetas