Internacional
Suscríbete por 1€

Registran varias residencias del grupo francés Orpea por denuncias de maltrato

La empresa gestiona alrededor de un millar de residencias en una veintena de países, de las cuales 21 están en España.

Una de las residencias del grupo Orpea, situada en Zaragoza
Una de las residencias del grupo Orpea, situada en Zaragoza
Google Maps

Las autoridades francesas registraron este martes varias decenas de residencias de la tercera edad del grupo Orpea, en el marco de las investigaciones por supuestamente haber descuidado el trato a los ancianos por cuestiones de rentabilidad.

Según confirmaron fuentes de la Fiscalía de Nanterre (oeste de París) a la cadena pública FranceInfo, los procedimientos se desencadenaron a raíz de 54 denuncias interpuestas contra el gigante francés y afectaron, por el momento, a una treintena de residencias de todo el país.

Ya en junio pasado había sido registrada la sede central de Orpea, en Puteaux (en Altos del Sena, la zona metropolitana occidental de París), así como varias oficinas regionales.

La empresa, que gestiona alrededor de un millar de residencias en una veintena de países, tiene en Francia dos vías de investigación abiertas: una por delitos administrativos y otra por maltrato a sus residentes.

Informes de la Inspección General de Asuntos Sociales (IGAS) y de la Inspección General de Finanzas (IGF) pusieron en evidencia a comienzos de año "supuestas prácticas irregulares" que iban desde problemas sobre la calidad nutricional de la comida que se servía a los ancianos a la falta de seguimiento de los excedentes de los fondos públicos que le asigna el Estado.

El escándalo sobre la situación del sector había saltado a la luz a comienzos en enero pasado con la publicación del libro 'Les Fossoyeurs' (Los enterradores), una investigación del periodista Victor Castanet que incluyó 250 entrevistas y más de 200 testimonios, además de informes confidenciales y correos internos que dejaban en mal lugar a Orpea.

El libro reflejaba que a los residentes se les limitaba el número de pañales independientemente de sus necesidades, que la comida estaba racionada, que algunos ancianos eran maltratados y que entre el personal había más accidentes laborales que en el sector de la construcción.

La compañía rechazó muchas de las acusaciones, sobre todo la de racionar la comida, y dijo que en otras se trataba de problemas puntuales, pero despidió a su director general y sustituyó a su presidente.

Orpea, que se presenta como uno de los líderes mundiales en la atención de personas con dependencia física o psicológica, gestiona 220 centros en Francia y un millar en todo el mundo, de los cuales 21 están en España.

Los registros de este martes se realizaron el mismo día en que el grupo presentaba un plan de transformación para sanear sus cuentas y su imagen.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión