Despliega el menú
Economía
Suscríbete

REFORMA FINANCIERA

Caja Castilla-La Mancha se convertirá en una fundación sin ánimo de lucro

La reforma de la Ley de Cajas de Ahorros de Castilla-La Mancha que permite a Caja Castilla La Mancha (CCM) dejar de ser una entidad de crédito, ceder su negocio financiero al Banco Liberta y convertirse en una fundación ha entrado en vigor este fin de semana.

El Diario Oficial de Castilla-La Mancha publicó el viernes el nuevo texto normativo, que añade el artículo 9 bis a la redacción anterior de la ley con el objeto de permitir que CCM sea absorbida por Cajastur.

La ley, que salió adelante con el voto favorable del grupo socialista -que propuso el cambio legal- y con el rechazo del PP, permite a las cajas de ahorro de la región acordar "su renuncia a la condición de entidad de crédito y su dedicación exclusiva a los fines propios de su naturaleza fundacional en el ámbito territorial de Castilla-La Mancha, previa la segregación y traspaso de todo el patrimonio afecto a su actividad financiera a otra entidad de crédito a cambio de acciones de esta última".

De este modo, Caja Castilla La Mancha, si así lo decide su asamblea, podrá traspasar su negocio financiero al Banco Liberta, que previsiblemente pasará a llamarse Banco CCM, y del que Cajastur tendrá un 75% y CCM el 25% restante.

El cambio legal abre la posibilidad de que la caja se transforme en una fundación "cuya finalidad será el mantenimiento y continuación de la obra benéfico social de la entidad en el ámbito territorial de Castilla-La Mancha".

Aprobada la ley por la vía de urgencia y en trámite de lectura única, toca a CCM -que está intervenida por el Banco de España desde marzo de 2009- convocar la asamblea o asambleas extraordinarias en las que debe modificar sus estatutos para permitir la operación y luego decidir sobre ésta.

Esta cita, inicialmente prevista para finales de mayo, se producirá los últimos días de junio, como confirmó ayer la portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez.

Etiquetas