Economía

economía

DIA acuerda con la banca una prórroga de su deuda hasta 2023 antes de la junta

Los trabajadores protestarán frente a la asamblea en la que se decide el futuro de la cadena por el ERE para más de 1.500 empleados.

diauntitled
Trabajadoras y delegadas de CC. OO. en una manifestación a las puertas de la tienda de DIA en la calle de San Jorge de Zaragoza para reivindicar la defensa de todos los puestos de trabajo
Guillermo Mestre

Solo un día antes de que se celebre la junta general de accionistas de la cadena de supermercados DIA, el consejo liderado por Borja de la Cierva ha intentado convencer a los socios de que apuesten por su plan en lugar del de su rival, el fondo Letterone del empresario ruso Mijail Fridman. Y lo ha hecho poniendo sobre la mesa un acuerdo con la banca para prorrogar el crédito de 912 millones si la junta apoya este miércoles sus planes. Letterone también ha jugado sus cartas enviando una nota explicando a los accionistas de que sus propuestas son "significativamente más favorables" que las del consejo.

Si los accionistas se ponen del lado de De la Cierva y aprueban este miércoles en la junta la ampliación de capital de 600 millones diseñada por el consejo para sacar a la empresa de la situación de quiebra en la que está desde finales del año pasado, los acreedores "modificarán sus actuales líneas de financiación" hasta el 31 de marzo de 2023, según ha informado la empresa en un hecho relevante remitido este martes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El futuro de la tercera mayor cadena de supermercados de España se decidirá este miércoles al arrojar un vencedor en la pugna que mantienen desde hace meses los administradores actuales (liderados por De la Cierva) y el grupo de inversores rusos (Fridman al frente), que a primera vista tienen las de ganar porque son los accionistas mayoritarios a través de la sociedad Letterone con el 29% del capital social.

El pacto con los acreedores incluye la obligación de transferir a una filial participada solo por Dia un número de tiendas que representen al menos el 60% del Ebitda (beneficios antes de intereses e impuestos), lo que debe ser aprobado en una nueva junta celebrada antes del 15 de agosto y aprobada antes del 31 de diciembre.

Otras condiciones son dedicar al menos 100 millones de la venta de perfumerías Clarel y los supermercados Max Descuento a amortizar parte del crédito. También, obtener un resultado operativo de 174 millones como mínimo "en cada periodo de 12 meses que finalice el 31 de diciembre de 2019 y el 30 de junio de 2020". Además, refinanciar los bonos con vencimiento en 2021, que alcanzan los 300 millones, y retrasar su pago a una fecha no anterior al 1 de enero de 2023.

Este contrato solo se firmará si la junta de accionistas aprueba el aumento de capital de 600 millones propuesto por De la Cierva. El anuncio fue bien acogido por los mercados y las acciones de Dia rebotaban más de un 6,40% al finalizar la jornada en la Bolsa de este martes. Así, los títulos de la compañía avanzaban hasta intercambiarse a 0,63 euros, más altos pero por debajo de los 0,67 euros ofrecidos por Letterone en su OPA.

Concentraciones y huelga

La plantilla de Dia se concentrará este miércoles frente a la junta de accionistas, en la Casa de América de la plaza de Cibeles en Madrid, para protestar por los más de 1.500 de puestos de trabajo amenazados por una "gestión ineficaz" de los responsables de la empresa, según explica CC OO, el sindicato convocante.

Y es que los accionistas no han sido los más perjudicados por una gestión empresarial poco realista, sino que los trabajadores se enfrentan a un ERE que empezó afectando a 2.064 empleos pero que la empresa ha reducido a 1.536 tras las protestas.

Los sindicatos pidieron un plazo mayor para negociar con la empresa, pero el consejo de administración mantuvo la fecha de la junta y del cierre del ERE para el 24 de marzo. CC OO convocó también una segunda jornada de huelga para este miércoles.

Propuestas de cada uno

El fondo de inversión Letterone, controlado por Mijail Fridman, primer accionista de Dia, propone una OPA sobre el resto del capital (71%) a 0,67 euros por acción, lo que valora a la empresa en 414 millones de euros, con una ampliación de capital de 500 millones asegurada por el fondo. El triunfo de la OPA está condicionado a lograr al menos la mitad de este porcentaje.

Por su parte, el consejo de administración liderado por De la Cierva propone reducir el capital de la empresa y ampliarlo después en 600 millones, 100 más que Fridman, para sacarlo de causa de disolución por los 350 millones que perdió el año pasado.

O quizá tampoco gane uno de ellos, o no en esos términos. Y es que el orden del día de la junta solo prevé, en sus puntos 5 y 6, abordar las propuestas de reflotación de la compañía presentadas por ambos bandos, pero los accionistas minoritarios quieren promover una tercera vía que pase por el rechazo a las dos y abrir una solución intermedia. Para ello propondrán que la ampliación de capital que hay sobre la mesa -por valor de 600 millones de euros si triunfa el plan del consejo, y 500 si es la de LetterOne- se rebaje a 150 millones y se apruebe en una junta posterior, con carácter extraordinario y a la mayor brevedad posible.

Etiquetas
Comentarios