Economía
Suscríbete

¿Qué hago si tengo que firmar ahora una hipoteca?

Los notarios y abogados aconsejan esperar a la decisión final de Tribunal Supremo sobre la sentencia que ha dicho que el impuesto lo paga el banco y no el cliente, pero que está paralizada.

Viviendas en construcción en Parque Venecia en Zaragoza.
Viviendas en construcción en Parque Venecia en Zaragoza.
Aránzazu Navarro

Quienes tienen pendiente firmar una hipoteca estos días se preguntan qué hacer mientras el Tribunal Supremo aclara si es el banco o el cliente el que tiene que pagar el impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD). “No se ha paralizado la firma de hipotecas porque los bancos tenían comprometidos una serie de préstamos con oferta vinculante y los han respetado”, explica Dámaso Cruz, decano del Colegio Notarial de Aragón. Los profesionales, al igual que la banca y los clientes, se encuentran a la espera de la decisión que tome el Supremo, que vuelve a reunirse para valorar la sentencia de la semana pasada en la que se cambió de criterio para apuntar que es el banco el que tiene que asumir este gasto, el mayor de los que supone la hipoteca, y que un día después fue paralizada. Los compradores de vivienda que hayan firmado una oferta vinculante con el banco, con las condiciones del préstamo, tienen 15 días para suscribirla si quieren mantener esas condiciones. Desde entonces hay 30 días para pagar el tributo a la Comunidad Autónoma. “Si no se aclara, el problema vendrá para los que tengan que firmar la oferta vinculante en los próximos días”, augura Cruz.

Cláusula

Desde algunos despachos de abogados plantean la posibilidad de incluir una cláusula en las nuevas hipotecas. En ella, si es el cliente el que va a pagar el impuesto, que el banco se comprometa a que si finalmente el Supremo mantiene que debe pagar la entidad financiera, esta se encargue de gestionar la devolución de ingresos indebidos ante la Administración Tributaria “de manera que no tenga que buscarse un asesor”, apunta Alberto Sanjuan, del despacho Cross Abogados. En este caso, los notarios recuerdan que tendrá que haber acuerdo entre las dos partes para incluir una condición de este tipo.

“Recibimos muchas dudas de gente que va a firmar una hipoteca o que firmó el día de antes a que saliera la sentencia”, reconoce el abogado zaragozano. El principal de los consejos en que coinciden notarios y abogados es en “esperar” a la decisión del Supremo. Aunque son conscientes de que no siempre se podrá.

Desde asociaciones como Adicae se aconseja en primer lugar “negociar y que ese impuesto lo pague el banco”. Sin embargo, ante la “ceremonia de la confusión”, como califican la situación generada por las dudas que ha dejado la postura del Supremo y su posterior paralización, piden una solución “extrajudicial, eficaz y decente”. Este lunes celebran asambleas informativas en varias ciudades españolas, incluida Zaragoza, con varias citas a lo largo del día, la última a las 18.30 en su sede. “No queremos demandar a los bancos, lo ideal sería hablar con ellos, dialogar y que no haya que pasar por los juzgados”, aunque tras la experiencia de otros casos como las cláusulas suelo, ya preparan demandas colectivas para agrupar a afectados. Y piden que se “aprenda de los errores” de ese caso que actualmente colapsa los juzgados creadas para su resolución.

116 millones en Aragón

En Aragón, 47.164 personas han pagado el impuesto de Actos Jurídicos Documentados que grava las hipotecas en los últimos cuatro años, según los datos hasta julio de 2018 que ha difundido Gestha este lunes. Los técnicos de Hacienda calculan que en la comunidad el importe a devolver a los compradores sería de 116 millones de euros, de mantenerse el criterio de la última sentencia del Supremo. La pasada semana el consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, calculó que eran unos 30.000 los expedientes tramitados y 90 millones de euros, según sus datos. En España,  Gestha estima que 1,5 millones de contribuyentes podrían reclamar la devolución del impuesto a las comunidades autónomas que suma 3.631 millones de euros, a los que habría que añadir los intereses de demora. Los contribuyentes que firmaron una hipoteca en los últimos cuatro años son los que no han prescrito desde el punto de vista fiscal y podrían reclamar sin tener que pasar por los tribunales.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión