Despliega el menú
Economía
Suscríbete

España, el país con el mayor déficit de la Unión Europea y el único que supera el límite del 3%

La cifra obliga a mantenerse en el procedimiento de déficit excesivo y continuar bajo el escrutinio de Bruselas. El objetivo del Gobierno para este ejercicio es reducir el porcentaje hasta el 2,2% del producto interior bruto.

El ministro de Economia, Román Escolano, y el de Hacienda, Cristóbal Montoro.
El ministro de Economia, Román Escolano, y el de Hacienda, Cristóbal Montoro.
Juan Medina/Reuters

El déficit de las administraciones públicas españolas se situó en 2017 en el 3,1% del Producto Interior Bruto (PIB), en línea con el objetivo pactado con Bruselas para el año pasado pero el más alto de toda la Unión Europea, según los datos publicados este lunes por la oficina de estadística europea Eurostat.

Según la información aportada por el Gobierno, el déficit público de 2017 fue del 3,07% del PIB sin tener en cuenta las ayudas a la banca, que no se incluyen en el procedimiento sancionador por déficit excesivo, y del 3,11% se se añaden.

Por tanto, el desvío presupuestario de España se sitúa todavía por encima del 3%, umbral a partir del cual los países están sometidos al procedimiento por déficit excesivo. De este modo, España sigue sin salir del procedimiento de déficit excesivo y del escrutinio de la Comisión Europea. El otro país que mantenía un desfase superior al 3% era Francia, pero el año pasado logró bajar su agujero fiscal al 2,6%.

La Comisión Europea anunciará en mayo si recomienda sacar a España de este procedimiento o si todavía es necesario esperar un año más. El Ejecutivo contempla una reducción del déficit hasta el 2,2% durante este ejercicio.

A pesar de la reducción del déficit observada en los últimos años, el de España fue el desvío presupuestario más elevado del bloque comunitario el año pasado, por encima del 3% registrado en Portugal. Después se situaron los de Rumanía (-2,9%), Francia (-2,6%), Italia (-2,3%) y Hungría (-2%).

Por contra, Malta (3,9%), Chipre (1,8%) y República Checa (1,6%), fueron los Estados miembros que registraron un mayor superávit presupuestario, seguidos de Luxemburgo (1,5%), Suecia y Alemania (1,3%), Países Bajos (1,1%) y Dinamarca (1%).

En el conjunto de la eurozona, el déficit público en 2017 fue del 0,9% comparado con el 1,5% registrado un año antes, mientras que entre los Veintiocho este desequilibrio negativo fue del 1%, seis décimas menos que un año antes.

Baja la deuda pública

Además, el nivel de deuda pública en España con respecto al PIB fue el quinto más alto de la Unión Europea, con un 98,3%, solo superado por el registrado en Grecia (178,6%), Italia (131,8%), Portugal (125,7%) y Bélgica (103,1%).

No obstante, la deuda pública española descendió el año pasado siete décimas, desde el 99% observado en 2016. Un año antes, en 2015, se situaba en el 99,4% y en 2014 ascendía al 100,4% del producto interior bruto.

En términos absolutos, la deuda pública de España a cierre de 2017 era de 1,144 billones de euros, frente a los 1,107 billones de euros a finales de 2016, los 1,073 billones de euros a cierre de 2015 y los 1,041 billones observados en 2014.

Así, y según los datos de Eurostat, quince Estados miembros de la Unión Europea (UE) registraron al cierre de 2017 un porcentaje de deuda pública superior al 60% del PIB, de modo que situaron el indicador por encima de la marca fijada en el Pacto de Estabilidad y Crecimiento de los Veintiocho. Además, ocho de esos quince países tuvieron tasas superiores al 80% del PIB. Entre ellos se encuentran Grecia (178,6%), Italia (131,8 %), Portugal (125,7%), Bélgica (103,1%), España (98,3 %), Chipre (97,5%), Francia (97%) y el Reino Unido (87,7%).

Si se observa el conjunto de la UE, el porcentaje de deuda pública cayó hasta el 81,6 % del PIB en 2017, tras situarse en el 83,3% un año antes, mientras que en la eurozona descendió hasta el 86,7%, frente al 89 % de 2016. No obstante, en términos absolutos el indicador en los Veintiocho creció hasta los 12,504 billones de euros, en comparación con los 12,412 billones del ejercicio previo.

En los diecinueve países que comparten la moneda única, el endeudamiento de las administraciones públicas pasó de 9,60 billones de euros a 9,685 billones en 2017.

El pasado 18 de abril, el Fondo Monetario Internacional (FMI) ya alertó de que la deuda global se encuentra en máximos históricos, al alcanzar el 225% del PIB mundial, superando incluso el pico registrado en 2009, por culpa en gran parte del creciente endeudamiento de China.

"La mayoría de la deuda pertenece a economías avanzadas, pero China por sí sola ha contribuido al 43% del incremento desde 2007", apuntó entonces el director de Asuntos Fiscales del FMI, el portugués Vitor Gaspar, en la presentación del informe fiscal en el encuentro de primavera del organismo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión