Despliega el menú
Economía

Un alto directivo de Opel pide a Figueruelas celeridad para pactar un convenio competitivo

El vicepresidente de Manufacturas, Rémi Girardon, estuvo ayer en la planta zaragozana reunido con comité y dirección.

Agilidad en alcanzar un acuerdo para tener un convenio competitivo en Figueruelas. Eso es lo que le pidió ayer Rémi Girardon, vicepresidente de Manufacturas de Opel, al comité de empresa de la planta zaragozana y también a su dirección. El directivo francés se personó en la planta zaragozana para tratar de desatascar una negociación en ‘stand by’ desde el pasado 19 de diciembre, cuando tuvo lugar la última reunión, y decirles a las partes (sindicatos y dirección) que en enero el grupo PSA tiene que tomar decisiones importantes y que convendría que la planta zaragozana, que produce el 45% de los coches de Opel Europa, se hubiera dotado ya de un convenio "competitivo". Lo dijo en inglés en un discurso dirigido a los representantes de los cinco sindicatos que integran el comité. Lo pronunció en la sala donde habitualmente tienen lugar las reuniones de la mesa negociadora y en la que estuvo presente Antonio Cobo, director general de Opel España, así como dos representantes de Recursos Humanos de la planta.

Según fuentes sindicales, lo que destacó Girardon es que el grupo PSA tiene planes de reestructuración para las distintas plantas europeas de Opel excepto Figueruelas, de la que sí necesita un ajuste en costes laborales y una mejora en los tiempos de trabajo de tal forma que pueda equipararse a otras plantas españolas de PSA y concretamente con la de Vigo. Y en este sentido, les pidió a las partes darse prisa ya que se había incumplido el plazo del 15 de diciembre planteado por PSA en un primer momento. Asimismo, volvió a condicionar la llegada de inversiones a que se alcance un acuerdo «competitivo» en la planta zaragozana.

No es la primera vez que el vicepresidente de Manufacturas de Opel la visita. Ya lo hizo el pasado 27 de octubre, si bien en aquel momento no fue él quien habló sino que quien lo hizo fue el vicepresidente de Manufacturas del grupo francés, Yann Vincent, al que acompañó entonces, y que también insistió en la necesidad de lograr mayor eficiencia en la fábrica de Opel España. Si las factorías de PSA lo consiguieron hace cinco años, les dijo entonces a los sindicatos, las de Opel también podrán hacerlo. Y mencionó además la filosofía del grupo francés de dejar autonomía a las plantas para que hagan sus deberes.

Como dichos deberes van bastante retrasados, y no debido solo a la Navidad, Girardon volvió a Figueruelas para advertir a sindicatos y dirección que han de negociar y hacerlo de forma ágil.

El vicepresidente de Manufacturas de Opel dio la palabra, después de su intervención, a los sindicatos, que en su conjunto reiteraron su voluntad de seguir negociando a la vez que destacaron los altos niveles de competitividad de la planta zaragozana. Asimismo, recordaron al directivo francés la necesidad de no hacer recaer todo el esfuerzo de devolver la rentabilidad a la marca sobre los trabajadores que ya llevan años asumiendo sacrificios en pro de este mismo objetivo.

Tras la reunión con el alto directivo de Opel, comunicada ayer mismo al comité, previsiblemente las reuniones para negociar el convenio se retomen el martes.

Etiquetas
Comentarios