Despliega el menú
Economía

Tercer Milenio

El reto de hacer de las compras una hucha de ahorro

Pensumo va a recibir 714.000 euros de la UE para su proyecto, que incrementa la pensión personal a través del consumo y el comportamiento sostenible.

Parte del equipo de Pensumo
El reto de hacer de las compras una hucha de ahorro
Oliver Duch

Europa ha creído en ellos y ahora tienen por delante dos años llenos de retos y oportunidades para lanzar la empresa a nivel internacional y superar los 50.000 usuarios, algo necesario para hacer viable su proyecto innovador de ahorro. La empresa aragonesa Pensumo va a recibir 714.000 euros de la Comisión Europea después de que su proyecto fuera uno de los elegidos en la fase II del programa Horizonte 2020 de la UE. "Es la ayuda precisa para iniciar algo en serio y con la obligación de presentar hitos a la Comisión", destacó el consejero delegado de la compañía, José Luis Orós.

Creada hace cuatro años, Pensumo ha diseñado un sistema de ahorro para el ciudadano, el cual recibe microaportaciones (dinero) en su plan de pensiones al realizar distintas acciones: compras, reciclaje, seguridad vial, consumo cultural… Este sistema, que se implementa a través de una ‘app’ gratuita, apuesta por un modelo disruptivo de ahorro con una vocación de economía colaborativa para lograr un beneficio social.

Según las estimaciones de la firma, se puede acumular un ahorro medio de 8.000 a 20.000 euros en 30 años con un uso de consumo habitual. De momento, ya cuentan con mil clientes activos (sobre todo en Borja y Zaragoza) y cien comercios físicos asociados. Además, tienen "una carta de intenciones" para implantar Pensumo en Alcobendas (Madrid).

Proyectos y contrataciones

Tal y como detalló Orós, en estos dos años van a desarrollar la tecnología de la aplicación (‘OCR’), se van a volcar en el tratamiento de los datos ("el Big Data tiene una parte importante"), van a organizar un congreso en una ciudad europea sobre innovación en las pensiones, realizarán un estudio de mercado, darán formación a los comercios y publicarán un informe sobre ahorro y pensiones, entre otros proyectos.

Todo ello también lleva implícito la generación de nuevos puestos de trabajo. Si ahora esta ‘start-up’ aragonesa del sector de la tecnología de las finanzas cuenta con ocho empleados, la previsión es tener más de veinte. Asimismo, tienen abiertas negociaciones con varias aseguradoras de primer nivel.

"Lo que dice Europa es que este proyecto destaca sobre los demás y lo vamos a favorecer con esta subvención. Pero es aquí donde empieza", subrayó el consejero delegado, a quien motivos de celebración no le faltan.

Etiquetas
Comentarios