Economía

Bancos

Dos menores reciben una demanda de ejecución hipotecaria tras morir su padre

Los dos niños, huérfanos de padre, han recibido una demanda de ejecución hipotecaria aunque el BBVA ha parado las actuaciones.

El BBVA ha suspendido "todas las actuaciones" relacionadas con los dos niños de 4 y 9 años, huérfanos de padre y de diferentes madres, que habían recibido una demanda de ejecución hipotecaria a instancias de esta entidad tras morir su progenitor.

"Se está trabajando en una solución", han confirmado este martes fuentes del banco, cuyos representantes están en vías de llegar a una acuerdo con las madres de los menores.

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) ha denunciado que dos niños de 4 y 9 años, huérfanos de padre y de diferentes madres, han recibido una demanda de ejecución hipotecaria a instancias del BBVA tras morir su progenitor.

Por su parte, fuentes de la entidad bancaria han asegurado que el padre anuló el seguro de vida ligado al préstamo hipotecario un año antes de morir y que la demanda "no se ha interpuesto a los menores, sino contra la herencia del fallecido por deducción sobre el bien hipotecado".

Las mismas fuentes han detallado que el juzgado ha procedido a comunicar a los herederos este hecho "a título informativo" y que no se está en proceso de lanzamiento de ninguna vivienda en la que residan menores y que no hay solicitada ninguna subasta.

Además, las fuentes de la entidad han hecho hincapié en que el banco está dispuesto a ayudar y tiene "absoluta voluntad negociadora", pero han incidido en que necesitan que las partes, las dos mujeres, se pongan de acuerdo en cuanto a la herencia, después de que se acrediten como las tutoras legales de los niños.

La reacción del banco llega después de que la PAH anunciara en un comunicado que este miércoles miembros de la plataforma de Madrid y familiares de la parte demandada acudirán a la sucursal madrileña de este banco, donde tenía la cuenta el fallecido, para solicitar, junto a sus familiares, "la retirada de la demanda de ejecución contra los menores huérfanos".

Los miembros de la plataforma, según señalan en una nota, pedirán la apertura de un proceso de negociación que impida el "desalojo forzoso" de la vivienda del niño más pequeño. En esa vivienda, residía el padre y su actual compañera y el hijo de ambos.

La PAH, además, reclama ese proceso de negociación para que los niños no sean condenados a una "deuda perpetua".

Dejó de pagar el seguro de vida

Según la plataforma, Agustín A. P., murió el 14 de marzo de 2012 a los 41 años de edad y tras su fallecimiento en un accidente laboral se realizó declaración de herederos, contando con que la hipoteca incluía un seguro de vida.

Pero, según la plataforma, cuando los familiares acudieron al banco donde Agustín tenía su cuenta corriente, hipoteca, dos seguros y un plan de pensiones, para tramitar el seguro de vida de la hipoteca, el director de la entidad les dijo que el seguro del préstamo "no estaba al corriente de pago".

Por lo tanto, les comunicaron, según la plataforma, que el banco no se hacía cargo del importe restante de la hipoteca.

En el expediente administrativo de la dirección general de seguros, el BBVA afirma, además, según la PAH, que la hipoteca dejó de pagarse en una determinada fecha, pero que "la familia tiene pruebas de que la entidad falta a la verdad".

Desde que la viuda dejo de pagar la letra por falta de ingresos, según la PAH, "ha recibido reiteradas llamadas del director de la entidad, de otros representantes de su entidad y también de los servicios jurídicos del banco, reclamando el pago inmediato del importe total de la hipoteca" y ofreciendo la posibilidad de fraccionar el pago en tres plazos.

"A pesar del total conocimiento de la situación económica de la pareja del fallecido y de los menores, BBVA ha continuado presionando y acosando a través de notificaciones, llamadas telefónicas y demás, por medio de empresas de cobro", asegura la PAH.

Etiquetas