SD Huesca
Suscríbete

sd huesca

Xisco Muñoz: “La actitud no es negociable y hay que pelear cada balón”

El nuevo técnico de la SD Huesca apela a enganchar a los aficionados, al corto plazo y ha encontrado un grupo de jugadores con actitud.

Xisco Muñoz, en el túnel de vestuarios de El Alcoraz.
Xisco Muñoz, en el túnel de vestuarios de El Alcoraz.
Pablo Segura

Con un discurso enérgico, eléctrico y que mira al corto plazo. Con las ideas claras y el afán de reenganchar a los aficionados se ha presentado Xisco Muñoz este jueves como nuevo entrenador de la SD Huesca. Ganar este sábado al Amorebieta en El Alcoraz (16.00, Movistar LaLiga) centra ahora los esfuerzos de un entrenador convencido de que los futbolistas van a responder. Esa es la sensación que extrae tras sus dos primeras sesiones de trabajo. Por eso ha repetido que se encuentra “con mucha fuerza y ganas, ilusionado y con mucha pasión”. Porque cree “mucho en el grupo y en el empuje de la afición, debe ir unido; vamos a por un objetivo, a disfrutar y es lo que me lleva aquí”.

El de Manacor, que firma hasta final de temporada, se ha referido a un reto “muy chulo, interesante y que va a salir bien”. Sus primeras impresiones respecto a la plantilla están repletas de optimismo: “Los veo bien, con experiencia para gestionar estas situaciones. Quiero que se sientan responsables y liberados. Es fútbol y hay que disfrutarlo. Hay que darles soluciones y tienen capacidad de aprendizaje, saben a lo que quieren llegar y el punto de inicio a partir del cual trabajar”.

Les ha transmitido ya el mensaje de que “vayan a por los partidos, atrevidos y fuertes, luchar el primer balón como el último y que se vacíen. La actitud no es negociable y vamos a ser constantes, agresivos en todas las situaciones. En lo ofensivo y lo defensivo, hacer daño cuando se tengan ocasiones. Hay que ir a por los partidos”. Por eso pretende “entrar los 15 primeros minutos con pasión y agresividad y luego iremos cumpliendo objetivos”.

Porque Xisco no mira más allá, ni mucho menos al mes de junio. “Vamos a pensar a corto plazo, ir paso a paso y dar soluciones. La mejor capacidad de una persona es el aprendizaje y ya pensaremos en objetivos lejanos y grandes. Tenemos capacidad, jugadores, ilusión y ganas y tenemos que transmitirlo”. Tampoco pone peros a una plantilla en la que “los 21 están comprometidos, a veces 25 es un problema si no lo están. Es una gran suerte, muy positivo cuando eres entrenador y hay jugadores muy comprometidos con el proyecto”.

Ni a empezar con tres encuentros ante Amorebieta, Ponferradina y Leganés en un espacio de siete días: “El jugador ha de estar capacitado para jugar cada tres días, el rival va a jugar los mismos minutos que nosotros”. Xisco Muñoz ha lanzado varios guiños a la afición, incluso alzando la voz, pues “habrá momentos muy buenos y muy malos. No significa que no critique y nos apriete el culo, y en momentos de partido la necesitaremos y sé que la tendremos”.

Aunque promete un fútbol ofensivo, para el nuevo técnico de la SD Huesca el éxito es “el equilibrio. También dejo porterías a cero. Atacaremos pero daremos importancia a ser sólidos y a las ayudas”. La gusta de los futbolistas “la actitud, la atención que tienen. Me gusta cómo lo siento y creo que vamos a salir el próximo partido con actitud brutal y lo veo en los ojos”.

Se ha mostrado “muy agradecido” por la relación, la confianza y la oportunidad que le da el club: “Me voy a entregar todos los días como si fuese el último y lo voy a disfrutar como nadie. Me gusta exigirme y aprender de los errores. Solo queda trabajar y ofrecer la mejor solución a los jugadores”. Esta seguro de que ningún rival “va a regalar nada”, “la Segunda muy jodida pero forma parte de esto. Todo el mundo viene con respeto y tienes que hacer el doble pasa ganar. Es un reto que me gusta. Podemos hacer cosas chulas y así será”.

Yendo “paso a paso, todos sabemos que el objetivo es complejo pero no imposible. Los que estamos aquí vamos a ofrecer lo posible para hacerlo, hay margen de mejora en situaciones. No me marco objetivos largos”. En estas primeras horas le han puesto “en situación de cómo se encuentra el grupo y a partir de ahí, a crecer. Nadie gana fácil y hay diez o doce equipos con el mismo objetivo”, ha finalizado un Xisco Muñoz que quiere meter “el gen ganador en toda la ciudad”.

Rubén: "Hay que recuperar la ambición y la humildad"

El balear ha estado acompañado por el consejero delegado, Manolo Torres, y el director deportivo, Rubén García, que ha reivindicado la necesidad de “cambiar la dinámica negativa del último mes y medio” y de “recuperar la ambición y la humildad". Se mantienen en el cuerpo técnico Adrián Sipán, Adrián Mallén y Alberto de la Fuente: “Lo que necesitamos es recuperar esa ambición y trasladarla al campo. Lo tiene que percibir el aficionado y en el último mes y medio no estábamos contentos. El fútbol lleva a tomar decisiones que no son las deseadas y estamos muy ilusionados con la llegada de Xisco. Va a mejorar el rendimiento”.

Sin esquivar la autocrítica, Rubén ha reconocido que “Nacho Ambriz se va y todos somos responsables. Tengo pocos recuerdos de alegría en el último ascenso. Tenemos que fijarnos en el objetivo del corto plazo o nos desgastamos en el camino. El objetivo es ganar al Amorebieta, tenemos que recuperar la humildad, compromiso que han llevado a pelear por ser estables en categorías impensables para este club”.

La SD Huesca interpreta la crítica como un argumento “para crecer y es importante que la exigencia no sea desmesurada. El fútbol te pone en tu sitio. Se ha de recuperar el sentido común y saber qué somos y dónde estamos, qué nos ha llevado a ascender”. El director deportivo cree que se han cometido “errores y aciertos” e invita a “esperar a final de temporada a ver el resultado y seguir mejorando. Probablemente ha sido culpa nuestra no enchufarlos. No vamos a ganar solo por ser buenos, estamos equivocados”.

Rubén pide “unidad” y cree que la plantilla se encuentra “compensada salvo en alguna situación, Estamos dispuestos a afrontar el mercado de invierno y preparados”, con margen de maniobra económica y fichas disponibles, a expensas también de hablar con el entrenador. Perciben a un Xisco “con energía, ganas, pasión y ganas de seguir creciendo y con conocimiento. El perfil creo que es el que necesitamos y es el ideal, con un éxito muy reciente”. Ha terminado con una calurosa despedida para Ambriz y sus colaboradores: “Cuando algo sale mal es una responsabilidad común. La idea que ha tenido no ha calado en la plantilla”.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión