Despliega el menú
SD Huesca

sd huesca

Pedro Mosquera, una garantía de equilibrio sin relevos claros

El gallego es la pieza clave del centro del campo de la Sociedad Deportiva Huesca a la espera de contar con Doukouré y Damián Musto.

Pedro Mosquera disputa un balón a Eugeni durante el entrenamiento de este sábado.
Pedro Mosquera disputa un balón a Eugeni durante el entrenamiento de este sábado.
Rafael Gobantes

En el último tramo de la serie documental ‘Huesca, más allá de un sueño’, disponible en la plataforma Amazon Prime Video desde el pasado 2 de octubre, se muestra la planificación para esta temporada. Y un nombre se pronuncia con firmeza como primera opción para el centro del campo y "sueño" del director deportivo, Rubén García: el de Pedro Mosquera. La Sociedad Deportiva Huesca entendió que se trataba de uno de los pilares del proyecto de Míchel Sánchez e hizo oficial el 3 de agosto su contratación por dos temporadas. El tiempo ha dado la razón a los gestores del club y el gallego, de 31 años, ha sido clave en los diez primeros partidos del campeonato.

Sobre el pivote incorporado después de que rescindiera sus vínculos con el Deportivo de La Coruña descansa el edificio oscense. Titular en nueve de las jornadas, solo partió desde el banquillo para la cita en Cádiz, saldada con derrota por 1-0. La suya es, como ha reconocido Míchel, la posición más descubierta de una plantilla por lo demás equilibrada en todas las posiciones. La lesión de Cheick Doukouré, todavía sin una fecha clara para su reaparición, y la sanción de Damián Musto limitan el margen de maniobra del entrenador.

Mosquera ha aprendido a interpretar el libro de estilo del madrileño. Le reclama en sus páginas protagonismo en la transición defensiva y en la creación. Es uno de los jugadores que más tocan la pelota, en la categoría y en la Segunda División. Según las estadísticas de la Liga de Fútbol Profesional (LFP), Jorge Pulido es el futbolista que más pases ha completado de la categoría (510) y Mosquera el tercero (467). Curiosamente, aparecen en las primeras posiciones dos medios que fueron objetivos en el mercado veraniego, Alberto (Tenerife) y Ruiz de Galarreta (Las Palmas .

Con Mikel Rico conforma una sociedad bien avenida que se fundamenta en el trabajo físico y el rigor táctico. Comparten ambos una inteligencia colectiva de la que se benefician las individualidades del conjunto oscense. De ahí que el entrenador no tenga dudas a la hora de confeccionar el once y otorgar el puesto de ‘5’ clásico a quien, precisamente, luce ese dorsal. Solo ha sido sustituido en dos ocasiones, ante Almería y Extremadura, y en los últimos compases.

En el Ramón de Carranza fue Mikel Rico quien realizó sus funciones, con Juan Carlos y Eugeni Valderrama como volantes más adelantados, y tras una primera parte de buen fútbol el juego se resintió en la segunda. Mosquera accedió al terreno de juego a falta de 20 minutos para el final sin que los azulgranas mejorasen sus prestaciones y acabasen cediendo ante el primer clasificado. Mosquera, Mikel Rico y Pulido componen la terna de futbolistas que han tomado parte en las diez jornadas de la liga.

La ausencia de los relevos naturales del gallego le obligan a redoblar esfuerzos. Acumula 808 minutos en los que ha visto tres cartulinas amarillas. Doukouré y Musto, los futbolistas que se postulan como alternativas, no estarán disponibles para Míchel a corto plazo. El costamarfileño sigue pendiente de reintegrarse al grupo y del alta médica para que pueda debutar al fin de azulgrana y deje atrás la grave lesión de rodilla que sufrió en febrero.

Damián Musto cumplirá la sanción en enero y el entrenador cuenta con los servicios del argentino. De hecho, lo empleó como un recurso habitual durante la pretemporada, hasta que el club le dejó sin dorsal y suspendió de empleo y sueldo. Será entonces cuando expire el plazo de castigo impuesto por el presunto dopaje y dictado por el Tribunal de Arbitraje Deportivo.

Etiquetas
Comentarios