Despliega el menú
SD Huesca

El Huesca, más líder todavía

Las derrotas del Numancia y Osasuna este domingo dejan al equipo de Rubi con un margen de tres puntos respecto al segundo clasificado.

Gonzalo Melero celebra su primer gol del sábado ante el Tenerife.
Gonzalo Melero celebra su primer gol del sábado ante el Tenerife.
Rafael Gobantes

El Huesca sigue soñando. Y, por segunda semana consecutiva, lo hace desde lo más alto de la clasificación en Segunda División. Tras su solvente triunfo el pasado sábado ante el Tenerife, el conjunto de Joan Francesc Ferrer ‘Rubi’ se afianza como indiscutible líder de la categoría. Tres puntos que, además de reafirmar el histórico primer puesto, refuerzan la moral de una plantilla tan ambiciosa como solidaria, que cree y confía ciegamente en su trabajo. De momento, tras las derrotas del Numancia y Osasuna este domingo, el cuadro altoaragonés no solo mira al resto de 21 plantillas por el retrovisor, que también. Sino que, además, obtiene ya una pequeña pero significativa renta de tres puntos respecto al segundo clasificado.

Hasta este domingo, los navarros eran, junto con el Huesca, el conjunto más en forma de la categoría. Nadie había sido capaz de batir a ninguno de los dos en las nueve últimas jornadas, hasta que el Alcorcón ha asaltado Pamplona (2-3) hace unos minutos. El Numancia, el otro perseguidor antes de iniciarse esta jornada, ha caído por la mañana ante el Nástic (1-2). Una señal más de que en Segunda cualquier equipo te puede pintar la cara. Por ello, que el equipo de Rubi alcance esa ligera ventaja a estas alturas, con poco más del primer tercio de competición disputado, no es baladí.

Ya lo advirtió el técnico nada más concluir el encuentro ante los tinerfeños. "Al principio de temporada, el Huesca no salía ni en el 1% de posibilidades de jugar el ‘play off’", aseguró Rubi. Y razón, desde luego, no le faltó. Ni el más optimista podía presagiar que el conjunto oscense iba a firmar un arranque de competición de esta dimensión, el mejor en sus 57 años de vida. El Huesca, a diferencia de sus principales competidores por los puestos de cabeza de la liga, no carga con esa dosis de responsabilidad extra, adherida en muchos casos, por ejemplo, por el simple hecho de ser un recién descendido de Primera División.

La plantilla azulgrana tampoco cuenta con jugadores contrastados en la máxima categoría. De hecho, Melero, uno de los mejores futbolistas de la categoría, llegó a El Alcoraz tras descender a Segunda División B con la Ponferradina. ¿Qué decir de Cucho Hernández? Un intrépido chaval colombiano, de solo 18 años, que con su juego y (sobre todo) sus goles se ha convertido en la gran revelación del Huesca en este arranque de liga. Por todo ello, cobra todavía más valor, si cabe, el primer puesto que ostenta el club altoaragonés.

Una plantilla que, como reconocen sus propios integrantes, disfruta jugando al fútbol. Y, de paso, hace disfrutar también a El Alcoraz. "De momento se está dando todo bien. Debemos seguir trabajando para que esto dure lo máximo posible. Obviamente habrá momentos más difíciles, donde nos tocará apechugar a todos, pero vamos a intentar que la dinámica se mantenga. El equipo está con mucha confianza y moral para seguir con estos resultados", reconoce Melero, capitán y principal referencia azulgrana sobre el césped.

Es verdad que todavía resta mucha liga. A pesar de la sobresaliente dinámica de 10 encuentros consecutivos sin conocer la derrota, los jugadores del Huesca abogan por mantener la cautela. Todos ellos hablan de mantener "los pies en el suelo". Lo que no dicen es que, con las manos, aporrean cada vez con más fuerza la puerta de Primera División.

Etiquetas
Comentarios