Real Zaragoza
Suscríbete por 1€

Real Zaragoza

Un once que comienza a dibujarse

La idea de Paco Herrera ha empezado a emerger ante el Getafe, especialmente durante la primera parte del choque.

Victoria del Real Zaragoza en el memorial Lapetra
El Real Zaragoza levanta el memorial Lapetra
JM MARCO

La escasa parroquia blanquilla que ha regresado este sábado a La Romareda lo ha hecho sin saber con qué se iba a encontrar. Ante un rival de Primera y con un equipo a medio hacer, el zaragocismo llegaba con ganas de ver los nuevos fichajes y las ideas planteadas por Paco Herrera. No ha sido un mal pasatiempo para un sábado de agosto, en el que se ha empezado a ver algunas pinceladas de lo que ofrecerá este año el Real Zaragoza.

La primera parte ha resultado agradable para el espectador, de la mano de un Barkero que atesora una calidad muy superior a la de sus compañeros de categoría. El vasco sabe dónde mandar la pelota antes de recibirla y eso agrada al respetable. El juego del Zaragoza ha girado en torno a él, y así será a lo largo de todo el curso.

Por delante del guipuzcoano se han movido Roger y Montañés. Sin tregua, el debutante se ha mostrado especialmente voluntarioso y algo errático en sus primeras intentonas. Ha podido abrir su cuenta anotadora gracias a una buena asistencia de Montañés desde la derecha. Ortí, que ha transformado una soberbia vaselina, ha puesto el toque de calidad en la recta final, circunstancia que no debe hacer olvidar la necesidad de fichar un ariete goleador.

Luis García y Cidoncha han acompañado a Barkero en la creación del juego. El primero, mucho más retrasado que de costumbre, ha dado algunos apuntes de lo que puede aportar este año. Será pieza clave si mantiene sus prestaciones durante la larga temporada que se avecina. A Cidoncha aún le resta mucho para poder hacerse con la titularidad. El balón le ha quemado en los pies a lo largo de todo el partido y sus pases han brillado por su inherente horizontalidad.

Paglialunga sí apunta a imprescindible. El 'stopper' del Zaragoza ha demostrado un incesante despliegue físico, cierta capacidad para sacar el balón jugado y un aceptable posicionamiento.

También Abraham y Fernández, laterales de largo recorrido -una constante en los equipos de Paco Herrera- parten como titulares. El catalán ha subido mejor y ha combinado más con sus compañeros, mientras Fernández se ha mostrado más discreto en ataque.

La pareja de centrales todavía es una incógnita. Ante el Getafe han salido Paredes y Álvaro de partida, mientras que el zaragozano Laguardia ha tenido su oportunidad en la segunda parte. La posible salida del cántabro podría modificar el eje de la zaga, que durante el Ciudad de Zaragoza no ha sufrido en exceso.

La segunda parte ha sido otro cantar. El equipo, desdibujado por los cambios, solo ha dejado destellos por parte de Víctor, Anton y Ortí. Pocas certezas se pueden extraer del segundo período, en el que se ha demostrado que el equipo todavía está a medio hacer.

Etiquetas