Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

REAL ZARAGOZA

El Espanyol puede firmar el ascenso en Zaragoza

Tras los patinazos de Almería y Leganés, los catalanes subirán a Primera División el sábado con un simple punto en La Romareda.

Iván Azón, en una jugada del Espanyol-Real Zaragoza jugado en Barcelona en la primera vuelta.
Iván Azón, en una jugada del Espanyol-Real Zaragoza jugado en Barcelona en la primera vuelta.
Franco/LOF

El próximo sábado en La Romareda puede consumarse el primer ascenso directo a Primera División: el Espanyol de Barcelona, líder destacado del torneo desde hace un mes, llega a Zaragoza ya en disposición de hacer matemático su propósito de retornar a la élite en un solo año (descendió en el pasado mes de julio).

Los periquitos vencieron en la tarde de este domingo al Málaga por 3-0 y cuentan con 14 puntos de ventaja sobre el tercer clasificado, el Almería, a falta de solo 15 por disputarse (los correspondientes a las últimas cinco jornadas de la liga de plata). Como los catalanes tienen ganado el ‘golaverage’ particular a los sureños, la suma de un simple punto en Zaragoza, si así sucede, convertirá automáticamente al Espanyol en nuevo equipo de Primera.

Para que estas cuentas hayan tomado cuerpo a estas alturas de la competición, cuando aún restan cinco partidos, han sido clave este fin de semana dos patinazos. Uno, el del Almería, que no pasó del empate (2-2) en su campo frente al Oviedo el sábado. Y otro, en la tarde dominical, el traspié del Leganés –cuarto clasificado, con un punto menos que los andaluces– en su estadio frente al Sporting de Gijón.

El fallo de los almerienses era condición ‘sine qua non’ para que el Espanyol pueda ascender en Zaragoza dentro de seis días con tanta antelación al final de la liga. Y el de los leganenses, sin ser indispensable, sí que allanó el camino de los catalanes, pues así les sirve simplemente con un punto, el empate les es útil en La Romareda. De haber ganado el Leganés ayer hubiera obligado al Espanyol a vencer el sábado al Real Zaragoza para celebrar el alirón, pues en este caso son los madrileños los que tienen el ‘golaverage’ ganado a los españolistas.

Ahora, el Espanyol tiene 77 puntos y está destacado en el primer puesto (seis puntos más que el Mallorca, el otro gran aspirante a dar el salto a la élite directamente y rival zaragocista en la penúltima jornada, en torno al día 23 de este mes, que anda por los 71). Sus referencias para el cálculo del ascenso son ya de vísperas de fiesta grande en el estadio de Cornellá-El Prat. El Almería, el tercero, suma 63 (a 14 de distancia). Y el Leganés, el cuarto, se atascó anoche en los 62.

De algún modo, aplicando el sentido común, esa pifia de los del sur de Madrid jugó a favor de los zaragocistas, pues así se enfrentarán el sábado a un Espanyol menos exigido, bastante más relajado al servirle un mero punto para dar por finiquitado su incómodo paso por Segunda. 

El sábado, el Real Zaragoza acometerá, por lo tanto, un partido de gran dificultad para lograr la victoria. No tanto por las carencias propias de los blanquillos, sumidos de lleno en la pelea por eludir el descenso, ni por el gran potencial del rival, que es el mejor del torneo. Sobre todo, porque ese Espanyol llegará a Zaragoza a rematar su objetivo supremo. Ese empate que les es suficiente, a los zaragocistas tampoco les vendría mal, a priori.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión