Despliega el menú
Real Zaragoza

Víctor Fernández: "Ganar a Osasuna sería diferencial"

El entrenador del Real Zaragoza destaca el atractivo del partido de este sábado y subraya el potencial del rival navarro en su estadio

Víctor Fernández dialoga con Loreto sobre el campo.
Víctor Fernández dialoga con Loreto sobre el campo.
Guillermo Mestre

A Víctor Fernández no hay que explicarle el significado y el alcance de un Osasuna-Real Zaragoza, un partido con aroma añejo, de tiempos mejores y entre clubes con pedigrí. Un tipo cruce por el que el técnico ha circulado muchas veces a lo largo de su carrera y también en sus etapas pasadas en el equipo aragonés. "Es un partido de rivalidad, con colorido y ambiente, intenso... Va a ser grande, de alto vuelo. Lo único que me gustaría es llegar con más puntos, pero eso no resta ninguna de las opciones de hacer un gran partido y conseguir un buen resultado. Nos enfrentamos a un rival que, para mí, es el mejor equipo de la categoría, es el equipo que más me gusta. No tiene gran plantilla, pero tiene una estructura técnico-táctica, que está en gran forma, con gran rendimiento y con unas estadísticas en su campo de gran nivel. Son muy poderosos como locales, todo eso aglutina muchos aspectos para considerarlo un gran partido", introdujo el técnico en su rueda de prensa previa al partido de este viernes.

La cita reúne a dos de los equipos con mejores prestaciones. Osasuna se ha propulsado a lo alto de la tabla, el Zaragoza persigue su escalada. “Los dos conjuntos estamos mostrando buen nivel de juego. Ellos están siendo muy eficaces ahora, con cuatro triunfos y un empate. Están un pelín mejor. Vienen en muy buen momento y nosotros de empatar, pero en nuestras circunstancias particulares. Hay muchas similitudes, no sabría decirte quién llega mejor. El factor campo puede inclinar la balanza hacia ellos porque se han mostrado inexpugnables, saben cómo jugar, meten intensidad y cargan las dos áreas, pero seguro que tampoco están contentos de tenernos como rival", avisó Víctor Fernández, consciente de la repercusión y efectos que tendría un triunfo del Real Zaragoza en El Sadar: “Sería un factor diferencial en cuanto a que ganar en el campo donde nadie ha sido capaz, te otorga unos méritos muy difíciles de lograr. Vamos tener que ser eficaces en ataque y defender muy fuerte. Creo que han encajado solo cinco o seis goles como local después de muchos partidos, presionan muy bien en casa, te asfixian y no te dejan llegar al área. En ataque no tienen un balance como otros, pero hacen lo suficiente para ganar y generan muchísimas oportunidades. Ganar allí tiene un valor incalculable", insistió el entrenador.

El Zaragoza, según Víctor, no renunciará a su identidad. Quiere el mismo equipo, con los mismos propósitos, de las últimas jornadas, dueño de la posesión y con mirada ofensiva. "Para nosotros es muy importante, como siempre lo es, porque eso nos permite tener partes brillantes. Esto multiplícalo por las características de Osasuna. Necesitaremos jugadores de buen control, que muevan la pelota, gente con presencia en el área rival que dificulte la salida inicial de ellos y apriete a los centrales. Vamos a necesitar muchas cosas. Cuanto mejor control de balón tengamos, y seamos efectivos, el partido se canalizará por el camino que a nosotros nos interesa, pero ellos pensaran todo lo contrario". El técnico considera fundamental adelantarse en el marcador. "Repetimos siempre la misma cantinela, ojalá algún día por ver cómo reaccionamos nosotros, el rival… Son interrogantes que, como nunca ha ocurrido, no tenemos las respuestas. Siempre hemos tenido la posibilidad de adelantarnos en el marcador, aunque siempre que ganemos me da lo mismo”, apuntó.

El vestuario afronta el duelo con hambre y ambición. Víctor Fernández reconoció que es un partido que a todo futbolista le gusta jugar. "El partido se vivirá con un ambiente y un colorido muy bonito que ayuda a crecer como futbolista. Jugar con 27.000 personas, si lo saben canalizar, les va a ayudar. Jugar en El Sadar, con menos aforo, pero con presión y con agobio, también les va a ayudar. Hay que vivir el partido con fuego en los ojos, pero frío en la cabeza. Desde que inicie hasta que termine, tienes que vivir con esas cualidades y al cien por cien porque si no el rival se aprovecha y te aniquila", señaló el preparador zaragozano.

Sea cual sea el resultado, Víctor Fernández aún se resiste a mirar a largo plazo en la clasificación. La zona noble queda aún lejos, es una meta todavía implanteable para él: "El equipo no está donde debe ni deportiva ni históricamente. Entiendo que se me haga esta pregunta, pero el punto de partida no es comparable. A lo mejor para estas fechas el año pasado se podía luchar por la tercera plaza y ahora es casi utópico. No son las mismas circunstancias, no se puede luchar por ese puesto, y si uno piensa en una sexta plaza, hay cuatro o cinco equipos que nos llevan muchos puntos de ventaja. Nuestra realidad es esta, va a ser complicado salir de esta zona de peligro", comentó. Y remató: “Al Zaragoza ya se le conoce por una identidad a la hora de jugar. La inercia es buena. No podemos pensar más lejos que eso, pero si somos capaces de ganar a Osasuna, la respuesta a la pregunta podría ser diferente. Hay más equipos en la lucha que le año pasado y menos plazas. Esa preocupación no nos lleva a ningún lado".

Etiquetas
Comentarios