Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Real Zaragoza

El Leganés mide al Real Zaragoza

Un rival de Primera audita la progresión aragonesa

R. Lahoz 04/08/2018 a las 05:00
Jorge Pombo, junto a James Igbekeme, se muestra optimista. Detrás, Raí.Daniel Marzo

Arrancada del calendario la hoja de julio, ya en agosto, parece como que los partidos fueran más serios. Siguen siendo amistosos, pero se les concede más importancia. Quizá porque la preparación ya es mayor. Sobre todo, porque la Liga se observa más próxima. Antes de tomar el 19 de agosto el camino de regreso a Primera, en esta tórrida vigilia, el Zaragoza ha programado una pretemporada con dificultades crecientes: Boltaña, Teruel, Tudelano, la Real... Hoy aguarda un test de Primera en Calatayud ante el Leganés (19.30). El Villarreal y el Levante, otros dos rivales de élite, completarán el almanaque veraniego.

En esta cuenta atrás, la frescura juvenil alivia el verano zaragocista, periodo canicular socarrado más si cabe por las lesiones. Los chavales están animando el panorama. En esta pretemporada que nació lastrada por las lesiones, los canteranos están aprovechando las oportunidades que les está ofreciendo Idiakez. Las bajas de Lasure Eguaras, Zapater, Guti, Papu Toquero invitaban a fruncir el ceño. Muchos jugadores afectados, muchas posiciones involucradas. Pero de la necesidad se ha hecho virtud. Así, emerge la clase en cantidades industriales del ejeano Soro, la casta de los gemelos David y Carlos Vicente, el veneno de Baselga, se ve el presente y se adivina el inmenso futuro de Enrique Clemente... Se confirma, en suma, que hay cantera. Y se confirma también el acierto del club de apostar por la base pese a las estrecheces a las que obliga una economía de Segunda. Los juveniles de Javier Garcés, que el curso pasado pusieron contra las cuerdas al Barça y al Madrid, no solo servirán de parche en este maldito verano lleno de lesiones, sino que avalan el porvenir deportivo del club. Al tiempo.

Soro, Clemente y compañía ya han saltado al escenario. Los que hemos visto, los mostrados, son los cinco citados con anterioridad. Hay más. En el filial, en el Aragón de Garcés y Miki Álvarez, se acunan más talentos. Pero esos los veremos en el futuro. El presente pasa por ponerse a punto para la cita ante el Rayo Majadahonda del 19 de agosto. Hoy, la programación llevará al Zaragoza hasta el campo de San Íñigo de Calatayud (19.30). Ayer fue operado Guti. Ningún inquilino abandona la enfermería. Solo Delmás, que estaba algo mermado, causa alta. Es decir, Idiakez continuará trabajando con el mismo colectivo. No está tocando el técnico el trabajo heredado que estima positivo. No se ha modificado el dibujo, claramente marcado por el rombo en el medio. Atrás, la defensa ofrece sensación de solidez. Línea cuantitativamente rica, tampoco va escasa de calidad. Benito ha vuelto con las pilas puestas, Delmás muestra su polivalencia y Álex Muñoz tiene una pinta excelente. Hacerlo compatible con Clemente constituiría una buena acción y una extraordinaria inversión. La lesión de Lasure la puede suplir Diego Aguirre, otro fichaje que promete, aunque Lasure es Lasure. Continúan Grippo, Perone Verdasca, al que también se le ha visto por el círculo central.

Los problemas aparecen en el medio. Sin Eguaras, Zapater, Guti y Papu, Javi Ros porta los galones con Buff mientras Verdasca enseña la verdad verdadera de su salida de balón. Mejor nos vamos a la izquierda, donde Igbekeme se está adaptando. Y mejor aún a la mediapunta, donde Soro firmó en el San Francisco de Tafalla un gol de bandera. Si lo llega a meter Neymar, todavía nos estarían dando la brasa en el Telediario. También cuentan  Nieto, Pep Biel y Torras. Arriba, no cesa la cuenta atrás de Marc Gual, y se espera otro refuerzo más.  Raí, Medina y Baselga intentan hacer méritos y, por supuesto, Pombo. Pero, insisto, faltan Marc Gual y otro más. Si cuaja este par por llegar, puede quedar un equipo guapo, porque apañado ya lo es. Hay una idea clara de juego y unos refuerzos concretos firmados por Lalo que robustecen el concepto establecido. Es legítima la esperanza, la esperanza que abanderan en este verano los chavales de la cantera.

Enfrente espera el Leganés. Año I después de Garitano (Asier), el técnico que los elevó de Segunda B a Primera División, que se dice pronto. No solo eso, sino que los consolidó en la élite. Como nuevo entrenador, el exjugador Pellegrino. Llegan Mikel Vesga, Rolan, Fede Vico, Guido Carrillo... Ayer mismo firmó Michael Santos. Se marcharon Mantovani, Champagne, Omar Ramos, Tito, Guerrero y Diego Rico. Sí, Diego Rico, el diamante que Garitano (Ander) compró a precio de abalorio (25 balones y las gracias al Burgos Promesas) y que el Leganés vendió por 15 millones de euros al Bournemouth de la Premier. Sí, sí, 15 kilos de vellón... Hay más Diegos Ricos en la cantera zaragocista. Los canteranos que con el tiempo, más pronto que tarde, devolverán el Zaragoza a Primera. Los canteranos que significan el futuro (y presente) del Real Zaragoza. Los canteranos que hoy veremos en Calatayud.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo