Despliega el menú
Real Zaragoza

El Zaragoza arranca motores

El equipo aragonés ha iniciado la pretemporada con una primera sesión de trabajo en la Ciudad Deportiva.

Primer entrenamiento de la pretemporada del Real Zaragoza
Primer entrenamiento de la pretemporada del Real Zaragoza
Guillermo Mestre

La voz y el mando de Natxo González ya han tomado la escena de la Ciudad Deportiva del Real Zaragoza. Este lunes, el equipo ha encendido la mecha de la nueva temporada, con una primera sesión de entrenamiento de toma de contacto, de una hora y veinte minutos de duración, en la que han predominado los ejercicios de posesión: rondos, conservaciones, pases… La pelota como elemento de discurso en el trabajo de Natxo González, muy encima de las tareas, en constante diálogo con futbolistas y apoyado por su segundo, Bernardo Tapia.

A esta primera sesión de entrenamiento han faltado ocho futbolistas: seis de ellos (Javi Ros, Jesús Valentín, Ángel Martínez, Álvaro Ratón, Iñigo Eguaras y Raí) han pasado pruebas médicas y físicas en el Centro de Medicina del Deporte. Manu Lanzarote, por su parte, se ha ausentado, con permiso especial del club (le ha reemplazado Albert Torras, del Deportivo Aragón). Y Borja Iglesias se ha sometido a reconocimiento antes de incorporarse en la tarde de este lunes al programa de trabajo de la plantilla y de ser presentado, en principio, mañana al mediodía. Por su parte, el Real Madrid no ha autorizado al Real Zaragoza para que Febas, en Lérida, pendiente de una llamada definitiva, se entrene ya con su nuevo equipo a la espera de que el club blanco firme la documentación y los contratos de su cesión.

El primer día de trabajo del Real Zaragoza ha arrancado con una charla común de Natxo González y ha contado con el seguimiento personal del director deportivo Lalo Arantegui y el secretario técnico José Mari Barba. La plantilla ha iniciado también una nueva etapa de convivencia y sintonización. En plena fase de transformación, las nuevas caras se han apoderado del campo de entrenamiento. Pudo observarse a los suizos, Grippo y Buff, compartir ejercicios, del mismo modo que Delmás y Zalaya o Pombo y Lasure, viejos amigos desde tiempos del Amistad. Destacada presencia ha tenido Oliver Buff, con destellos de calidad: dinamismo, toques rápidos, velocidad mental y visión de juego. El nuevo centrocampista creativo del Real Zaragoza ha dejado pinceladas de gran nivel.

Etiquetas
Comentarios