Real Zaragoza
Suscríbete por 1€

Cani, el aroma del adiós

El eterno ‘8’ del Zaragoza saltó al césped una vez finalizado el partido acompañado de sus hijos. Ya no había público en las gradas. El gesto reunió un elevado grado emotivo.

Cani, junto a sus hijos, Diego e Inés, sobre el césped de La Romareda.
Cani, el aroma del adiós
Oliver Duch

El último gran jugador aragonés del Real Zaragoza pudo haber disputado este sábado sus últimos minutos como profesional. Sustituido en el minuto 66 por Samaras, Rubén Gracia ‘Cani’ fue despedido por La Romareda con una ovación brotada del corazón. Ni los pitos al final de la gris temporada zaragocista le restaron aplausos al futbolista que nos enamoró desde que debutó ante el Barça en mayo 2002. Si su estreno fue celebrado con un caño a Reizeger, el probable adiós reunió un elevado contenido simbólico. El partido ya había concluido, apenas había aficionados en las gradas cuando Cani se aproximó a la portería del fondo norte acompañado de sus hijos, Diego e Inés, y de su sobrino Lucas. No levantan tres palmos del suelo los renacuajos, que también vestían el número 8. Los pequeños se aproximaron a la portería. Incluso dispararon a puerta. ¡Hasta hicieron gol! Bien pudo haber sido el último gol del ‘8’ con el nombre de Cani encima del número. Y no lo marcó el genio de Torrero, sino sus hijos.

En el palco, visiblemente emocionado, presenció la acción Sergio, hermano de Rubén. A nadie escapó el enorme valor emocional que aglutinó el hecho. Muy cerca también se encontraba Ramón Lozano, el técnico que mimó a Cani en el Stadium Venecia primero, y en la Ciudad Deportiva después. Lozano, ahora director de la cantera del Real Zaragoza, también dialogó con Sergio en el intermedio, junto a Ángel Espinosa, también técnico del Zaragoza y persona muy cercana a la familia. Desde luego, las palabras de la pasada semana en las que Cani dejaba en el aire su futuro, pese a tener un año más de contrato con el conjunto aragonés, gravitaron sobre la tarde de fútbol en La Romareda. César Láinez también se refirió al hecho en la rueda de prensa anterior al partido, y este sábado alineó a Cani como titular.

Cani forma parte del patrimonio sentimental del Real Zaragoza. Su regreso al equipo del león rampante durante el verano pasado obedeció a esa razón. Además de su aporte futbolístico, Cani, igual que Alberto Zapater, tiene una capacidad de enganche con el aficionado como ningún futbolista del actual Real Zaragoza. En el presente campeonato liguero, Cani ha participado en 32 partidos, 24 de los cuales en el once titular, siendo sustituido en 20. Ha firmado un gol contra el Lugo y ha dado tres asistencias. Antes había licuado cuatro años de fútbol fetén en Zaragoza (2002-06). Su firma por el Villarreal significó un antes y un después en el equipo del león rampante. Después pasó de puntillas por el Atlético de Madrid y por el Deportivo de La Coruña. Pero donde dejó un sedimento imperecero fue en el Villarreal. Igual que en el Real Zaragoza. Este sábado problemente se despidió el último gran jugador aragonés del Real Zaragoza, Rubén Gracia Calmache ‘Cani’.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión