Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

NBA

Bryant, Artest y Gasol ganaron con la experiencia de los campeones

Pau Gasol, jugador de los Lakers en el partido ante los Blazers.
Bryant, Artest y Gasol ganaron con la experiencia de los campeones
EFE

No jugaron mejor que sus rivales, pero supieron aprovechar las oportunidades que tuvieron para conseguir la victoria y eso fue lo que hicieron los Lakers de Los Ángeles, que vinieron de atrás para ganar en la prórroga por 101-106 a los Trail Blazers de Portland.

Una vez más el escolta Kobe Bryant iba a surgir como el líder que dirigió al equipo cuando ya no tenía la esperanza de ganar el partido, pero con sus aciertos y errores de los Trail Blazers, hizo posible el triunfo, el segundo consecutivo de los Lakers (40-19).

Bryat anotó 37 puntos, 20 en la segunda parte y ocho en la prórroga, que permitieron a los Lakers remontar una desventaja de 10 tantos en el cuarto periodo.

Aunque la estrella de los Lakers necesitó 31 tiros a canasta para acertar con 14, incluidos 3 de 6 triples, y 6-7 desde la línea de personal, además de capturar nueve rebotes, repartir seis asistencias y recupera tres balones en 45 minutos que jugó.

Bryant hizo lo de siempre, anotar los puntos decisivos, incluidos los últimos cuatro en el tiempo reglamentario que permitió a los Lakers empatar a 87-87 el marcador y forzar la prórroga, para luego también concluirla con los ocho decisivos.

Mientras que el alero Ron Artest también surgió con uno de sus mejores partidos en ataque al conseguir 24 puntos, incluidos 12 en la primera parte que impidieron el hundimiento de los Lakers cuando dominaban los Trail Blazers.

Artest anotó nada menos que 5 de 6 triples para ser otra de las claves en la victoria de los Lakers, que también iban a tener el apoyo del ala-pívot español Pau Gasol, que respondió en la prórroga y fue además el mejor en el juego bajo los aros.

Gasol aportó un doble-doble de 18 puntos, incluidos cinco en la prórroga cuando los Lakers lograron un parcial de 14-19, y capturó 14 rebotes en los 42 minutos que jugó antes de quedar eliminado por seis faltas personales.

El jugador de Sant Boi anotó 8 de 15 tiros de campo y estuvo perfecto 2-2 desde la línea de personal, capturó 12 rebotes defensivos, repartió cinco asistencias y puso un tapón.

Los Trail Blazers (32-25), que rompieron su mejor racha de seis triunfos consecutivos, tuvieron todas las opciones para ganar, pero al final su figura, el ala-pívot LaMarcus Aldridge, confirmó que le falta la madurez para superar los momentos de máxima presión.

Aldridge aportó un doble-doble de 29 puntos con 14 rebotes, recuperó cuatro balones, y repartió tres asistencias, pero falló las dos penetraciones de los últimos segundos del tiempo reglamentario que hubiesen dado el triunfo a los Trail Blazers y también dos tiros libres en la prórroga que iban a ser decisivos para quedarse sin anotar.

El alero francés Nicolas Batum y el escolta Wesley Matthews aportaron 22 puntos cada uno para ser los tres únicos jugadores de los Trail Blazers que tuvieron dobles dígitos.

El escolta español Rudy Fernández, que jugó 37 minutos tampoco pudo ser factor ganador para los Trail Blazers al fallar nada menos que cinco de los siete tiros de campo que hizo, todos de triples.

Fernández aportó siete puntos al anotar dos triples en siete intentos y 1-1 desde la línea de personal, capturó seis rebotes, repartió también seis asistencias y recuperó un balón.

Con el parcial de 87-83 y 57 segundos para concluir el tiempo reglamentario, los Trail Blazers fueron incapaces de conseguir un sólo punto, mientras que Bryant respondió con dos canastas en las posesiones de balón de los Lakers.

La experiencia del campeón en la prórroga

La prórroga comenzó favorable a los Lakers con triples consecutivos del ala-pívot Lamar Odom y Artest para un parcial de 92-95, pero Fernández respondió con su segundo triple del partido y el base Andre Miller anotó de suspensión que permitió a los Trail Blazers recuperar el liderato 97-95.

Pero ahí se acabó la inspiración y acierto para los Trail Blazers y surgió la de Gasol que anotó de gancho y dos tiros libres antes que Bryant con 27,9 segundos para el final pusiese el parcial de 97-100.

Gasol tuvo tiempo de hacerle falta a Aldridge, que le iba a costar la eliminación del partido, pero el ala-pívot de los Trail Blazers no quiso ser protagonista ganador para su equipo y falló los dos tiros libres.

Los Lakers se lo agradecieron porque ellos si tenían a Bryant dispuesto a terminar con el rival y fue el que se encargó de anotar los últimos seis puntos de su equipo, todos desde la línea de personal, para darle a Aldridge una lección práctica de como se tienen que ganar los partidos cuando el rival te lo permite.

Etiquetas