Baloncesto
Suscríbete por 1€

baloncesto

Mara y Langarita, las perlas del Casademont Zaragoza

Con solo 17 años, los canteranos son dos prometedores valores y lo han demostrado en el reciente Mundial.

Los aragoneses Aday Mara y Lucas Langarita, en el partido de semifinales ante Francia. SEMIFINALS
Los aragoneses Aday Mara y Lucas Langarita, en el partido de semifinales ante Francia. SEMIFINALS
ALBERTO NEVADO/FEB

Pertenecen al Casademont Zaragoza y son, a sus 17 años, dos de de los valores más prometedores del baloncesto español. Se trata de Aday Mara y de Lucas Langarita, quienes han evidenciado su inmenso potencial en el Campeonato del Mundo sub-17 que se ha celebrado en Málaga. Los aragoneses han mostrado seguridad y convicción, con una fe inexorable en sus posibilidades de triunfo. Sus actuaciones han resultados determinantes en el exitoso recorrido de los españoles, quienes se presentaron en la final tras haber protagonizado una gran remontada ante Australia (70-68), el pasado viernes, en la eliminatoria de cuartos; y después de haber batido a la potente selección de Francia este sábado, en el choque de las semifinales (53-68).

Aday Mara, de 2,20 metros de estatura, es la torre de la cantera del Casademont Zaragoza. Incluso debutó el pasado mes de noviembre con el primer equipo aragonés, en la FIBA Europe Cup, tras haber dominado con suficiencia en las diferentes categorías inferiores de la entidad. Se incorporó al club en edad infantil y, desde entonces, ha progresado en la escala jerárquica con un impacto sobresaliente. Por su altura, su intimidación, su contundencia, su capacidad reboteadora e, incluso, sus acertadas lecturas del juego -asiste con mucha facilidad-, el pívot suele monopolizar la atención mediática en cada uno de los partidos.

Por su parte, Lucas Langarita actúa de escolta y dispone también de una amplitud de recursos devastadores. Dirige, distribuye, penetra, asiste, anota… Y representa una gran amenaza desde la línea exterior, tal y como ha evidenciado a lo largo de la competición. Él lideró el triunfo ante Australia, en los cuartos de final, cuando la selección nacional parecía haberse quedado sin respuestas. En un momento especialmente comprometido, el aragonés tomó el mando y asumió la responsabilidad con una madurez admirable. Finalizó la contienda con 23 puntos en su haber, al margen de aportar 5 rebotes y 3 asistencias en 34 minutos. En ese mismo encuentro, Mara también ayudó sobremanera a la victoria, sobre todo por su sobresaliente despliegue en las labores defensivas. Además, alcanzó los 18 créditos de valoración ante los australianos, con 12 tantos, 4 capturas y 3 pases de canasta en apenas 20 minutos.

En el choque de semifinales, Mara resultó incontenible para sus adversarios. Aunque penalizado por las faltas personales -algunas muy rigurosas-, el aragonés facturó 16 puntos, 6 rebotes y una asistencia en 16 minutos de juego, y se empleó en defensa con perseverancia y tesón. Fue un muro prácticamente inabordable para los franceses. Mientras, Langarita permaneció 37 minutos en la pista, un fiel reflejo de su importancia en el equipo, y lo hizo con una contribución de 11 puntos. Un triple suyo, en la recta final, amplió la renta de los españoles hasta los 9 puntos, y acabó sentenciado a los galos.

Tras las disputa de siete encuentros, el escolta promedia 12 puntos, 2,8 rebotes y 2,5 asistencias por partido en el Mundial. Los mismos duelos contabiliza Aday Mara, quien suma 12 tantos, 4,7 capturas y 1,3 pases de canasta por choque. Los aragoneses, que se entrenan asiduamente con el primer equipo del Casademont, serán este domingo, ante Estados Unidos, dos de los pilares de España en su lucha por el cetro mundial.           

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión