Despliega el menú
Baloncesto

mundial baloncesto

España comienza su camino hacia el oro ante Túnez

A pesar de las dudas generadas en el último partido amistoso ante Rusia, la selección del norte de África no debería causar muchos problemas a los hombres de Sergio Scariolo para conseguir su primera victoria. 

Los jugadores de la selección española de baloncesto se congregan tras caer en el amistoso ante Rusia.
Los jugadores de la selección española de baloncesto se congregan tras caer en el amistoso ante Rusia.
EFE/Wu Hong

España comienza este sábado su camino hacia el oro, en uno de los Mundiales más abiertos de los últimos años, jugando su primer partido ante Túnez (14.30 en Cuatro). A pesar de las dudas generadas en el último partido amistoso ante Rusia, la selección del norte de África no debería ser un rival que pudiera en apuros a los hombres de Sergio Scariolo para conseguir su primera victoria.

Sin Marc Gasol, pieza central de todo el juego, tanto ofensivo como defensivo del combinado nacional español, el equipo sufrió una dolorosa derrota ante los rusos y sufrió para derrotar a Argentina. El pívot parece estar totalmente recuperado, al igual que su compañero Rudy Fernández, con lo que Scariolo podrá contar con los 12 convocados ante Túnez.

Será fundamental la aportación de otros jugadores que deben dar un paso adelante en liderazgo para que no haya sorpresas, al menos en la fase de grupos, ante una posible recaída del jugador de Sant Boi. Ricky Rubio ya ha demostrado en los amistosos estar listo para asumir esa responsabilidad en el probablemente mejor momento de su carrera, y en China será el turno de los hermanos Hernangómez, cada vez más preparados para dar el relevo a los Gasol en la selección.

Scariolo ya comentó que el equipo "no llega perfecto ni quiere estar al 100% mañana", puesto que lo más lógico es "ir creciendo a medida que avanza el torneo". El técnico conoce perfectamente los errores de los amistosos previos, pero confía en "mejorar el nivel, pulir pequeños detalles y, finalmente, conseguir ser mejores como equipo".

El juego exterior deberá ser el arma principal para derrotar al equipo tunecino, cuya faceta principal es su agresiva defensa interior liderada por su estrella, el exjugador del Real Madrid Salah Mejri. Para ello, los puntos y constante trabajo de Sergio Llull o Rudy Fernández, dos de los jugadores más importantes de la plantilla, deberá ser clave.

Habrá que estar atentos también al escolta de 32 años del Olimpia Milano, Michael Roll y su buena mano desde fuera. A pesar de los 2,17 metros intimidadores de Mejri, ningún otro jugador de la plantilla tunecina pasa de los 2,05 metros y es el equipo más longevo del torneo con 32 años de edad media. Además, son el equipo número 51 en el ránking FIBA, el peor clasificado de los rivales del grupo de una España que viaja a China para reivindicarse y con el objetivo de colgarse como mínimo alguna medalla al cuello.

Etiquetas
Comentarios