Despliega el menú
Baloncesto

El peor arranque de la historia

?La victoria y las cinco derrotas en las seis primeras jornadas de la ACB suponen el peor balance del club en sus siete campañas en la élite.

Joaquín Ruiz Lorente y Kanacevic abandonan el parqué tras la derrota ante el Andorra.
Joaquín Ruiz Lorente y Kanacevic abandonan el parqué tras la derrota ante el Andorra.
aránzazu navarro

Un triunfo y cinco derrotas en las seis primeras jornadas de la Liga ACB. Este es el pobre balance que acredita el CAI Zaragoza en este decepcionante arranque de campaña. Sin duda, el peor inicio en sus siete temporadas en la élite. Ni siquiera el antiguo CAI acreditó unos números tan negativos en sus 15 ejercicios en la máxima categoría del baloncesto nacional.

La inesperada derrota del pasado domingo frente al Mora Banc Andorra en el Príncipe Felipe ha encendido la luz de alarma ante el escuálido rendimiento que está ofreciendo un proyeco que nació en verano con grandes expectativas. Todavía es pronto para lanzar conclusiones, pero lo cierto es que la clasificación para la próxima edición de la Copa del Rey –cita a la que ha acudido la entidad en los tres últimos años– comienza a atisbarse en la lejanía.

La realidad es que, en estos momentos, el conjunto aragonés habita en las proximidades de las traicioneras arenas movedizas del descenso –empata con el Estudiantes, penúltimo en la tabla–. Y la tierra prometida de la octava plaza ya se halla a dos encuentros. Una de las escasas justificaciones a las que agarrarse es que, a estas alturas, ya se ha visto las caras con los dos máximos favoritos de la competición, Barcelona y Real Madrid.

Las actuaciones a domicilio de los pupilos de Joaquín Ruiz Lorente se cuentan por derrotas. Barcelona, Obradoiro y FIATC Joventut han ejercido de verdugos. Especialmente dolorosos fueron los reveses en Santiago de Compostela –por lo abultado del marcador– y en Badalona –por la pésima gestión de los últimos segundos–.

El sostén que supone el Príncipe Felipe alentó el convincente triunfo ante el UCAM Murcia, pero no ha sido suficiente para someter al Real Madrid y, sobre todo, al Andorra. La visita del próximo domingo al Herbalife Gran Canaria no se antoja el escenario ideal para revertir esta tendencia tan perniciosa.

El 1-5 que figura en el casillero del CAI no tiene parangón en la historia. Ni siquiera en la temporada 2008-2009, la del estreno en la ACB y que concluyó con el descenso a la LEB. En aquella ocasión se abrió fuego con tres victorias (Gran Canaria, Estudiantes y Manresa) y tres derrotas (Valencia, Fuenlabrada y Barcelona). De hecho, el 3-3 hasido el balance habitual, ya que se ha producido en cinco de las siete campañas. Hasta ahora, el peor registro databa de la 2011-2012, con dos triunfos y cuatro tropiezos.

Y si la comparativa se fija con la anterior encarnación del CAI, el contraste es más drástico. Desde 1981 a 1996 sólo una vez el balance fue negativo –2-4 en la 1993-1994–.

Etiquetas
Comentarios