Deportes
Suscríbete por 1€

ciclismo

Primoz Roglic se impone en la cuarta etapa de la Vuelta y se pone líder

El esloveno del Jumbo Visma se ha impuesto en la cuarta etapa de la Vuelta a España, disputada entre Vitoria y Laguardia, de 152,5 km.

El ciclista esloveno del equipo Jumbo-Visma, Primoz Roglic, encabeza el esprint
El ciclista esloveno del equipo Jumbo-Visma, Primoz Roglic, encabeza el esprint
EFE/Javier Lizón

El ciclista esloveno Primoz Roglic, del Jumbo-Visma, confirmó su teórico favoritismo en la Vuelta a España tras imponerse en la cuarta etapa, la primera celebrada en el territorio nacional con un recorrido de 152,5 kilómetros con salida en Vitoria y llegada en la localidad alavesa de Laguardia, y situarse como nuevo líder.

El triple ganador de la ronda española demostró su 'amor' por la carrera y, tras abrir la primera brecha en la crono por equipos inaugural, no dejó pasar la primera jornada con un perfil 'tramposo' y con final empinado, diseñada por Joseba Beloki, para hacerse con su primera victoria de etapa y quedarse con el maillot rojo que portaba su compañero Edoardo Affini.

Roglic demostró su poderío y ambición en un esprint en el que superó al danés Mads Pedersen (Trek Segafredo) y al español Enric Mas (Movistar Team), que dejó sensaciones positivas de cara al futuro en una jornada donde el protagonismo inicial fue para Joan Bou (Euskaltel Euskadi), nuevo maillot de la montaña tras aprovechar el primer puerto puntuable estando en la fuga, y el kazajo Alexei Lutsenko (Astana), que llegó incluso a ser circunstancialmente líder de la carrera.

Después de este primer amago de fuga, el pelotón, liderado por Jumbo-Visma controló, aunque con el ritmo que llevaba la carrera se quedó cortado pronto el líder Affini, dejando el maillot rojo a tiro del que terminara siendo ganador de la etapa.

El pelotón se seleccionó en la subida al Puerto de Herrera, cuando quedaban 20 kilómetros para la meta. Ahí continuaban algunos españoles como Enric Mas, Alejandro Valverde (Movistar) o Juanpe López (Trek Segafredo), aunque el joven Juan Ayuso (UAE) mostró ciertas dudas para mantenerse entre los más rápidos.

En el tramo final del puerto fue protagonista Julian Alaphilippe (Quick-Step), que atacó en los últimos metros para aprovecharse de la bonificación, aunque fue seguido de cerca por Roglic, que ya dio a entender que iba a lanzarse a por la etapa.

Posteriormente, hubo tiempo para la relajación en el descenso y algunos corredores probaron suerte, entre ellos Vincenzo Nibali (Astana), aunque nadie logró diferencias. Entró fuerte entonces el Quick-Step, con el belga Remco Evenepoel tratando de colocar bien a Alaphilippe para un final que le era favorable.

A la entrada al último kilómetro, la tensión fue máxima, con muchos corredores en muy poco espacio durante la última subida y sin que nadie quisiera atacar para no equivocarse lanzándose muy rápido. Quien mejor leyó la carrera fue Roglic que, a pesar de no tener a ningún compañero, pudo contener la estrategia del Trek-Segafredo para llevarse la victoria.

El esloveno se coloca como líder y continúa abriendo diferencia con sus rivales. De momento, saca 13 segundo a su compañero Sepp Kuss, 27 a Remco Evenepoel, 33 a Richard Carapaz (INEOS) o 51 a Simon Yates (BikeExchange-Jayco). En cuanto a los españoles, Mas, que dejó buenas sensaciones, está a 51 segundos, mientras que Mikel Landa (Bahrein-McLaren) está a un minuto.

Este miércoles se disputará la quinta etapa de esta Vuelta Ciclista a España, con salida en Irún y llegada a Bilbao tras 182,5 kilómetros y en el que el pelotón tendrá que superar cinco puertos, tres de tercera y dos de segunda, entre ellos el Alto del Vivero, de 4,6 kilómetros y un promedio del ocho por ciento.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión