Deportes
Suscríbete por 1€

ciclismo

Jorge Arcas: "La etapa de Nápoles fue mi mejor día como profesional"

Ya de vuelta a casa, el ciclista aragonés Jorge Arcas evalúa su debut en el Giro de Italia, una prueba en la que rozó el triunfo de etapa en la meta de Nápoles.

Jorge Arcas, en la crono final de Verona.
Jorge Arcas, en la crono final de Verona.
Sprint Cycling Agency / Movistar Team

Ya de regreso a casa, en Sabiñánigo, exhausto después de tres semanas y con el ánimo de reencontrarse con los suyos antes de volver a echarle leña a la caldera con nuevos entrenamientos y objetivos, Jorge Arcas explica sus vivencias en el primer Giro de Italia de su vida, donde rozó la primera victoria profesional de su carrera en la meta de Nápoles.

¿Le ha dado muchas vueltas a la película de aquella etapa? ¿Fue su mejor día como profesional?

Seguro que sí ha sido el mejor. Fue una fuga muy numerosa, con 22 ó 23 ciclistas, y había mucho nivel. Cuando se vio que podía llegar, hablé con el director sobre nuestras posibilidades. Con gente como Van der Poel o Girmay ahí metidos, era complicado jugársela.

¿Qué hablaron?

Había que anticiparse. Después del ataque de Van der Poel, yo hice el mío y me acompañó gente que no se lo piensa nada en estas situaciones de carrera. Hicimos camino y llegamos. Al final, dudé si arrancar en el último repecho o aguantar al final con todos juntos. Me la jugué así, ya con las fuerzas un poco justas, y ganó De Gendt. Estuve cerca. Queda un mal sabor de boca porque lo tuve ahí, pero feliz por estar disputando así una etapa en una gran vuelta.

¿Siente reforzada su progresión al verse competitivo en una fuga con esos nombres?

Hay mucho trabajo oculto que no se ve para estar a ese nivel en el Giro. Han sido muchos días duros de entrenamiento en casa. Atrapar una fuga de esa calidad y disputar la etapa al final te ilusiona para el futuro. Me indica que puedo estar ganando una etapa en una gran vuelta. Para el corredor, es importante. Poder disputarle una etapa a gente como Thomas de Gendt, cuesta asimilarlo, porque no estaba acostumbrado a eso.

¿Qué balance hace de Giro?

Ha sido una carrera muy dura, sobre todo, la última semana, con tanta montaña. Muy exigente. Hemos ido a una velocidad muy alta. Estoy contento, he podido ayudar a Valverde lo mejor posible que he podido, y luego he tenido la oportunidad de estar cerca de ganar una etapa. Muy contento.

Ya tiene las tres grandes vueltas terminadas.

El Giro era la prioridad esta temporada. No es fácil tener las tres grandes acabadas, es muy importante para un ciclista. Ahora es cuestión de ir sumando más ediciones de las tres.

¿Cómo vivió el abandono del otro aragonés, Sergio Samitier?

Una pena. Luego, he estado todo el Giro en contacto con él. Afortunadamente, está bien, ya está compitiendo. Ha sido una baja que el equipo ha notado mucho. Lo hemos echado de menos. Estas cosas pasan, el ciclismo hay veces que te quita todo en un momento. Cuando se cayó, yo también estuve cerca, porque íbamos muy rápido los dos intentando coger una fuga en esa salida.

¿Qué le ha impactado más del Giro en comparación con otras grandes?

La tensión del Tour en la primera semana no la he visto, por ejemplo. La hay pero no es tanta. Del Giro, destaco su afición. La italiana es una afición muy intensa, muy cercana en la carretera. Las montañas de los Alpes italianos también me han impresionado, son muy duras. La Marmolada me ha impactado mucho.

¿Le ha sorprendido el desenlace de la carrera con la victoria de Jai Hindley?

Me llevo muy bien con Carapaz y hablábamos casi todos los días… Estaba muy tranquilo, pero Hindley ha estado muy fuerte, aprovechó bien ese mal momento de Richard en La Marmolada. Ha estado muy igualado y disputado entre ellos, y también Landa.

Ha finalizado el 60 en la general, no es signo ese de haberse dejado llevar mucho al final.

En el Giro he tenido un papel algo diferente a otras vueltas. He estado con Alejandro todo lo posible, ha habido etapas en las que sí te dejas llevar un poco porque al final sé que soy un gregario. Si he acabado ahí es porque he tratado de aguantar delante con Alejandro todo el momento. De hecho, no sabía ni la general que había hecho.

¿Están satisfechos con el Giro del equipo?

Íbamos a por una etapa y ver dónde podía llegar Valverde. Tuvimos mala suerte el día de Turín, cuando Alejandro tuvo problemas con la rueda y la carrera ya iba lanzada Era un día en el que estaba muy motivado, le venía muy bien la eatpa. Igual sin ese percance, Valverde, en lugar de acabar 11º, hubiera peleado por la sexta o séptima plaza. Pero él puede correr como quiera, no le podemos pedir nada al ‘Bala’.

¿Por dónde irá ahora su temporada?

No he hablado aún de nada con los directores. No sé qué planes tienen exactamente. Me quedo con que he hecho un Giro bueno. Ahora toca recuperar unos días y volver a entrenar. En lo que queda de año me centro en hacerlo mejor posible en el calendario que tenga y seguir mejorando día a día.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión