Deportes
Suscríbete por 1€

ciclismo

Los 'bikers' de la Orbea Monegros, con ganas de repetir

Juan Carlos Nájera, el director de la prueba celebrada el 23 de abril realiza un balance positivo a tenor de las respuestas recibidas por parte de los 8.000 participantes.

Los participantes de la Orbea Monegros han tomado la salida en Sariñena.
Los participantes de la Orbea Monegros han tomado la salida en Sariñena.
Verónica Lacasa

Ya es más que una sensación. Tras dos años de parón, la vuelta de la Orbea Monegros fue todo un éxito y dejó a los inscritos con ganas de repetir. Así lo indica el resultado de las primeras respuestas a la encuesta que los organizadores enviaron a los 8.000 inscritos. En su primer día, más de 800 contestaron y del total, el 65% repetiría y el 91% la recomendaría.

"El balance es muy positivo; la gente se fue muy contenta y ese es el mejor indicativo", señala el director de la prueba, Juan Carlos Nájera. Y eso que el escenario no era el más favorable, por la adversa climatología y por el obligado paréntesis. "Los cuerpos y los mecanismos estaban algo entumecidos, con los equipos desajustados y con mucha gente nueva, lo que obligó a trabajar aspectos y detalles que en otras ocasiones ya salen de forma mecánica", explica. A pesar de ello, nada se notó el día de la prueba, celebrada el pasado 23 de abril, donde además las lluvias cesaron durante gran parte de la jornada y el viento ayudó a secar algunos tramos del recorrido. De los 8.000 bikers, 6.000 escogieron la maratón, de 117 kilómetros, y 2.000 la media, de 81,7.

"La mayoría llegó a la línea de meta con una sonrisa, por cumplir con el desafío y formar parte de esta gran fiesta", señala Nájera, que sabe que la clave del éxito está en mimar cada detalle. "Hay que lograr que la experiencia del participante roce la excelencia y para ello, nada puede fallar. El buen ambiente se logra creando un espacio cómodo y espectacular. Somos una cadena y cada eslabón cuenta. Todo es importante: la señalización, las zonas de aparcamiento, los avituallamientos, las duchas, la fideuá, la zona expositiva, el ambiente en la salida,…", insiste. "También -remarca- los servicios dirigidos a trabajadores y voluntarios, con el fin de que su bienestar se refleje en la labor que desarrollan y en el trato que ofrecen al ciclista".

"A través de conversaciones y redes sociales, la gente nos está haciendo saber que su experiencia fue muy buena. Y lo fue en todos los aspectos. No solo se lo pasaron bien durante la prueba; también antes y después, gracias al carácter amable y acogedor de la gente de Los Monegros y Sariñena. Y eso es lo que cuenta, ya que se convierten en los mejores embajadores de este territorio", señala Nájera. En total, al sumar los acompañante, la prueba atrae a alrededor de 20.000 personas, es decir, multiplica por cinco la población de Sariñena, donde está situada la salida y la meta.

Para volver mantener su éxito, los organizadores ya han comenzado a trabajar en la siguiente edición. Hasta el pasado martes, Nájera se mantuvo en la capital monegrina, reuniéndose con responsables de las otras dos instituciones organizadoras, Ayuntamiento de Sariñena y Comarca de Los Monegros. "Hay que repasar cada aspecto en caliente, punto por punto, con el fin de mejorar aquello que sea posible e intentar superarnos de cara al próximo año", asegura.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión