La muerte súbita entre los deportistas, a estudio en Huesca

El campus oscense de la Universidad de Zaragoza acogió este viernes la puesta en marcha del pionero Observatorio Estatal para el Estudio y la Prevención de la Muerte Súbita en el Deporte.

Salida de la V carrera de Empresas ESIC, que se celebró el año pasado.
El deporte previene los riesgos cardiovasculares.
Aranzazu Navarro

Con los objetivos claros de investigar, prevenir y divulgar, y la vocación de acabar siendo un referente en los próximos años dentro de su campo a nivel internacional. El campus de Huesca de la Universidad de Zaragoza acogió este viernes la puesta en marcha del Observatorio Estatal para el Estudio y la Prevención de la Muerte Súbita. La iniciativa cuenta con el respaldo del Consejo Superior de Deportes, y en ella participan más de cuarenta especialistas de diferentes ámbitos como la medicina, la ingeniería biomédica, la biotecnología y el deporte ligados a una docena de universidades nacionales e internacionales, además de a empresas del sector, a clubes y a las federaciones españolas de atletismo, ciclismo y triatlón.

“Es difícil obtener datos concretos sobre a cuánta gente afecta la muerte súbita en el deporte y además quedan difusos. Los beneficios del ejercicio físico en cuanto a la prevención del riesgo cardiovascular a intensidades medias y moderadas está más que demostrado, los problemas surgen en algunas personas que se adaptan mal a altas cargas y en las que aparecen problemas como las fibrilaciones y las arritmias”, explica Nuria Garatachea, profesora de la Facultad de Ciencias de la Salud y el Deporte de la Universidad de Zaragoza y coordinadora de la iniciativa.

La primera jornada sirvió para dar a conocer el proyecto y a ella asistieron personalidades como el presidente de la Federación Española de Atletismo, Raúl Chapado, y el director general de Deportes del Gobierno de Aragón Javier de Diego. A lo largo de la mañana se impartieron tres ponencias, la del investigador holandés Thijs Eijsvogels, que abordó las consecuencias que puede tener a largo plazo para la salud altas dosis de ejercicio; la de las científicas de la Universidad de Zaragoza Raquel Bailón y Esther Pueyo, que presentaron marcadores de riesgo obtenidos a partir del análisis de electrocardiogramas de deportistas; y la de Fabián Sanchís, de la Universidad de Stanford, que analizó los beneficios y riesgos que del ejercicio físico en distintos sectores poblacionales.

Presentación del Observatorio Estatal para el Estudio y la Prevención de la Muerte Súbita en el Deporte.
Presentación del Observatorio Estatal para el Estudio y la Prevención de la Muerte Súbita en el Deporte.
Pablo Segura

“El próximo año el comité científico diseñará los protocolos y los proyectos de investigación y también se va a crear otro grupo de trabajo que recogerá las buenas prácticas deportivas y las medidas de prevención para darlas a conocer”, explica Garatachea. “Las causas de la muerte súbita desde el punto de vista de la ciencia están bastante estudiadas, van desde alteraciones en el electrocardiograma hasta cambios en la morfología del corazón y en los marcadores cardíacos, pero quedan aspectos por dilucidar”, afirma.

Respecto a la prevención subraya la importancia de que “toda persona que vaya a entrenar a altas cargas pase reconocimiento médico y se ponga en manos de profesionales como los graduados en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte para desarrollar un plan individualizado, no todos los entrenamientos son para todos”. Además, también considera que “hay que instalar desfibriladores en las instalaciones deportivas” porque “reduciría el número de muertes”.

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión