Despliega el menú
Deportes

waterpolo

España logra el billete para Tokio 2020 y jugará la final del Mundial ante Estados Unidos

La selección dirigida por Miki Oca derrotaba esta mañana a Hungría por 16-10 y luchará el viernes por el oro.

Encuentro de semifinales entre España y Hungría.
Encuentro de semifinales entre España y Hungría.
ANTONIO BAT/EFE

La selección española femenina de waterpolo peleará por el título en el Mundial que se está disputando en Gwangju (Corea del Sur) después de dar otra muestra de autoridad este miércoles, al apabullar también por 16-10 a Hungría, logrando además el billete para competir en los Juegos Olímpicos de Tokio del año que viene. El combinado que dirige Miki Oca volvió a demostrar su enorme carácter competitivo cuando llegan los momentos claves. Sabedor del doble premio que había en juego, la actual subcampeona mundial no falló y, como ya hiciera en los cuartos ante los Países Bajos, dominó con mucha firmeza a su rival, a la que maniató en una sensacional segunda parte donde sólo permitió dos goles.

España se clasificó para su quinta final en algo más de una década, la tercera en un Campeonato del Mundo y segunda consecutiva, donde se volverá a topar este viernes (11.30 horas) contra la potente Estados Unidos, que cumplió en la primera semifinal ante Australia (7-2) y que añadió más 'picante' si cabía a la segunda por el premio olímpico añadido. Las americanas fueron mejores hace dos años en Budapest (13-6) y en los cuartos de la cita de Kazán en 2015 (8-5), tomándose la revancha de su derrota (9-6) en Barcelona en 2013, donde el equipo español se coronó campeón del mundo ante Australia.

El reto será de máxima exigencia, pero hasta este momento, la selección femenina se ha mostrado inaccesible para todos sus oponentes, sobre todo los de mayor poderío como Grecia, actual subcampeona europea, Países Bajos, campeona continental, y la propia Hungría, siempre dura, pero que no pudo seguir el ritmo impuesto por las de Miki Oca, lideradas en ataque por Roser Tarragó y Judith Forca, esta sensacional en el clave tercer cuarto, y el trabajo en la boya de Paula Leitón.

España saltó a la piscina con determinación. Leitón hacía daño a la defensa magiar y los dos primeros goles de los tres anotados por Tarragó en este primer cuarto le dieron su primera ventaja. Hungría llegó a empatar, pero nunca más estuvo tan cerca en un marcador siempre dominado por su oponente. La actual subcampeona del mundo logró ir poco a poco abriendo una brecha para que les entrasen las prisas a las húngaras, incapaces de recortar las distancias. España, con un gol de Paula Leitón, se escapó 10-6, pero las de Attila Biro apretaron para llegar al descanso con las opciones intactas (10-8).

Pero en la reanudación volvió la mejor versión de las de Miki Oca, que aumentaron su intensidad en todos los lados de la piscina, bien para llevarse balones perdidos o para provocar los fallos rivales en ataque. Y cuando no funcionaba la defensa, Laura Ester demostró que es una de las mejores en su posición. El resultado fue claro y de los ocho goles encajados en los primeros 16 minutos se pasó a solo dos en los dos últimos periodos. Además, Judith Forca emergió imperial en el tercer periodo y, con tres goles desde fuera, lideró le definitivo parcial de 6-1 que sentenció el partido con mucho tiempo.

Etiquetas
Comentarios