Deportes

atletismo

El esperado regreso de Carlos Mayo

El aragonés compite este sábado en la 10K de Madrid 439 días después de su última carrera y tras haber superado una compleja lesión de rodilla. «Estoy muy motivado», asegura.

Carlos Mayo, en Zaragoza con la camiseta de la 10K de Madrid.
Carlos Mayo, en Zaragoza con la camiseta de la 10K de Madrid.
A.L.

Vuelve Carlos Mayo. 439 días después de sufrir una latosa lesión de rodilla, quirófano mediante, el atleta aragonés regresará este sábado a las carreras. Al asfalto. Al lugar que le hace feliz. Carlos Mayo participará en la 10K de la Rock ‘N’ Roll Madrid, una multitudinaria prueba en la capital que contará con un maratón, un medio maratón y una 10K y que se ha adelantado al sábado para evitar la coincidencia con las elecciones generales del domingo. Para el aragonés, volver a competir este sábado supone dejar atrás más de un año de dolor e incertidumbre. "Lo he pasado mal. Es cierto. Durante más de un año no he podido disfrutar de lo que más me gusta hacer, que es correr. El atletismo es un deporte que te exige dedicarle 24 horas y me encanta. Pasar del todo a la nada es muy duro y te sientes vacío, no puedes dormir con normalidad...", recuerda.

"Son etapas en la vida de un deportista que hay que superar y, al final, de todo se sale. Aunque hubo un momento en el que no veía tan fácil la salida", explica. Carlos se refiere al principio de su lesión, cuando nadie era capaz de detectar lo que tenía. Fueron meses de máxima incertidumbre. "En un principio parecía algo pequeño, leve, pero al final resultó ser algo complejo y, sobre todo, muy poco común. Después de visitar a varios doctores determinaron por fin la lesión –una plica sinovial en la rodilla derecha–, me operé y ahora llevo tres meses entrenando de nuevo", señala el fondista del Club Atletismo Adidas.

Doble medallista europeo sub-23 –oro en 10.000 metros lisos–, el atletismo de primer nivel estaba deseando el regreso de la prometedora figura aragonesa. Y, ¿cómo se siente él tanto tiempo después a las puertas de su vuelta? "Estoy nervioso y es extraño para ser una carrera como esta, que no es un campeonato de España o un Europeo. Pero estoy nervioso porque supone mi regreso más de un año después –la última competición fue el cross de Cáceres 2018–. Tengo ganas infinitas de correr y estoy muy motivado. Además, los últimos entrenamientos han sido de calidad y espero hacerlo bien", relata con naturalidad el atleta, que a sus 23 años compagina su carrera deportiva con los estudios de Medicina.

Retos de presente y de futuro

Su objetivo en Madrid es vencer una prueba que ya ha conquistado en dos ocasiones: 2016 –30:40– y 2017 –30:30–. "El recorrido ha cambiado ligeramente pero espero estar a buen nivel y pelear por la victoria", asegura ambicioso. Más allá de Madrid, el principal reto de Carlos Mayo es el campeonato de España al aire libre, que se celebrará en la localidad alicantina de La Nucía el 31 de agosto y el 1 de septiembre. "Intentaré pelear por las medallas", augura convencido el zaragozano, que tiene el reto de "mejorar la punta de velocidad y los finales de carrera" y que en los próximos meses centrará sus esfuerzos en las distancias de 5.000, 1.500 e, incluso, 800. Y, si el objetivo es el campeonato de España, el sueño es el campeonato del Mundo, que se celebrará en Doha del 27 de septiembre al 6 de octubre. "Me gustaría conseguir la mínima. Sé que es un reto ambicioso, complicado, porque implicaría rebajar mis mejores tiempos, pero tengo la ambición y la ilusión de pelear por ello", subraya el pupilo de José Luis Mareca.

Todavía más grandes son sus metas a largo plazo, las del 2020, un año en el que se disputará el campeonato de Europa en París y, sobre todo, los Juegos Olímpicos en Tokio. "Es un año importante, especial, que me llega en buena edad y espero que ya en plena forma, con la lesión totalmente olvidada. Mi ambición es pelear por estar en todas las grandes citas posibles. Todavía me quedan muchos años de atletismo y sé que aún estoy a tiempo de todo", concluye.

Etiquetas
Comentarios