Despliega el menú
Deportes

La última gesta del tenis femenino español en Australia cumple 20 años

La final de Conchita Martínez en el 'grand slam' de Melbourne de 1998 es la ocasión más reciente en la que una jugadora nacional ha estado a las puertas del título allí. ??Muguruza podría recoger en esta edición su testigo y tratar de imponerse en un torneo que solo Rafael Nadal ha logrado para los tenistas del país.

Conchita Martínez, la última finalista española del Abierto de Australia, jugando en el Máster Nacional de Tenis que se disputó en el Príncipe Felipe en 2005.
Conchita Martínez, la última finalista española del Abierto de Australia, jugando en el Máster Nacional de Tenis que se disputó en el Príncipe Felipe en 2005.
Guillermo Mestre.

La temporada tenística de la ATP y la WTA acaba de dar comienzo con el nuevo año y, como es habitual, la atención se centra en estos primeros compases en el Abierto de Australia, primer 'grand slam' del curso que comienza hoy en la ciudad de Melbourne.

La solera del torneo (con más de 100 años a sus espaldas) y su categoría y prestigio dentro de los circuitos masculino y femenino lo convierte en un escenario perfecto para inaugurar el año tenístico y hace que los deportistas se preparen a conciencia las semanas previas para rendir al máximo nivel en él y empezar así con un buen sabor de boca el curso.

Tanto la edición de los hombres como la de las mujeres se presentan muy disputadas este año. Entre ellas, una de las que tiene más opciones de hacerse con él es la española Garbiñe Muguruza, ganadora de dos 'grand slams' (Roland Garros 2016 y Wimbledon 2017) y actual número 3 mundial. La hispano-venezolana es una de las mejores jugadoras del planeta y ya ha demostrado sobradamente que es capaz de jugar a un nivel muy alto y ser muy superior a las otras grandes. La duda que existe ahora es si los recientes problemas físicos que le han obligado a retirarse de los torneos de Sidney (molestias en el aductor derecho) y Brisbane (calambres en la pierna derecha) este mismo mes le permitirán dar lo mejor de sí en Australia, donde su mejor resultado hasta la fecha son los cuartos de final que alcanzó el pasado año.

La última proeza española en tierras oceánicas

Si Muguruza se hace con la victoria conseguirá una gesta nunca antes alcanzada por el tenis femenino español, que no ha pasado de la final en Melbourne. La última en llegar hasta ahí fue Conchita Martínez hace ahora justo 20 años. La montisonense esperaba sumar el segundo grande a su palmarés tras la victoria en Wimbledon cuatro años antes, pero se quedó con la miel en los labios el 31 de enero de 1998 siendo derrotada por la suiza Martina Hingis tras cuajar un torneo excepcional.

Conchita se deshizo con mucha superioridad de sus rivales previas a lo largo del torneo: Sandra Klösel (primera ronda), Miriam Oremans (segunda), Anne-Gaëlle Sidot (tercera), Barbara Schett (cuarta), Sandrine Testud (cuartos de final) y la por entonces campeona olímpica y tercera mejor jugadora del mundo Lindsay Davenport (semifinales). Sin embargo, la helvética le superó con un doble 6-3 en la final, demostrando el excelente nivel de forma en el que se encontraba y que le iba a mantener en el trono mundial hasta octubre de ese mismo año. Todo ello tras un 1997 en el que ya había conseguido este mismo torneo, Wimbledon y el US Open.

En un circuito muy cambiante y con la baja de algunas históricas (Serena Williams y Victoria Azarenka) y el irregular momento de forma de otras grandes (como María Sharapova o Agniezska Radwanska), Garbiñe tiene una ocasión ideal para recoger el testigo de Conchita, imponiéndose, recuperando la confianza en su juego y, de paso, haciendo historia. Solo Rafael Nadal (2009) ha logrado apuntar este torneo al tenis español desde que viese la luz en 1905.

Etiquetas
Comentarios