Despliega el menú
Deportes

Fútbol con aroma irlandés

El CD Actur acoge este sábado la primera competición de fútbol gaélico, que llega impulsada por el Zaragoza Gaelic Football creado por un grupo de irlandeses.

Formación del Zaragoza Gaelic Football.
Fútbol con aroma irlandés
Natalia Pilar Vallepuga de la Cruz

El pasado 1 de octubre, Fergal Robinson, Simon Leonard y Philip Bourke celebraron su particular Día de San Patricio. Los tres amigos se citaron, junto con otros compatriotas irlandeses, en el parque del Tío Jorge y festejaron la fundación de un equipo que va unido a un deporte que evoca sus raíces: el fútbol gaélico.

"Es una mezcla entre rugby y fútbol", explica Robinson, que lleva 20 años afincado en la capital aragonesa. Una disciplina que copa la atención de la isla de mayo a septiembre, y que los protagonistas del Zaragoza Gaelic Football quieren dar a conocer en la ciudad en la que han echado raíces. Ellos son los impulsores este sábado de la primera competición de esta modalidad que se disputa en Zaragoza y con la que aspiran a enganchar a jugadores y público. "Es divertido. Un deporte que muestra agilidad, rapidez y habilidad, que combina los pies y las manos. Y que, al final, fomenta la convivencia entre los participantes", resume Leonard. El campo del CD Actur Pablo Iglesias acogerá (de 14.00 a 16.00) un triangular con la presencia en el cartel de Madrid Harps y Gaélicos de Gran Sol de Barcelona. Ambos se presentan, además, con sus escuadras femeninas.

Aunque en España es minoritario y amateur –"hay pocos conjuntos: alguno en Andalucía, Barcelona y Madrid; en Galicia es donde se ha desarrollado más y cuenta con una Liga", detalla Leonard–, en Irlanda se considera "el deporte rey". Llena estadios, lo practican miles de personas. "Es uno de los deportes más populares de Irlanda y también en países donde hay una destacada presencia de emigración irlandesa. Es importante en nuestra cultura e identidad. En todos los pueblos hay un campo para jugar", reconoce Robinson. El "veterano" del grupo, junto con Philip Bourke, empezaron a dar forma hace tres meses a un proyecto de fútbol gaélico en Zaragoza. Necesitaban gente. "Se apuntaron otros irlandeses que viven aquí, y también hay chicos de Gales e Inglaterra. Y dos españoles", detalla Simon Leonard.

Así hasta formar una plantilla de quince, la cifra mínima de jugadores para saltar al campo (aunque en España los equipos son de once) y desarrollar un juego donde los pies y las manos intervienen sin molestarse.

"Se utiliza un balón de cuero, similar a uno de fútbol, pero un poco más pesado. Se puede patear –hasta 40 metros– y ejecutar pases con las manos. Se marcan goles y puntos: si el balón pasa por encima del travesaño, se anota un punto y si pasa por debajo es gol equivalente a tres puntos. Es más rápido que el fútbol normal y menos agresivo que el rugby. Se permiten placajes, pero solo hombro a hombro", asegura Simon Leonard. Y todo regulado de modo formal en el siglo XIX gracias a las reglas establecidas por la Asociación Atlética Gaélica (Gaelic Athletic Association GAA) en 1887.

La escuadra aragonesa ya está lista para debutar ante su hinchada este sábado y estrenar las camisetas con los nombres de sus dos principales patrocinadores (Smarttalk y Numbertongue). "Lo que queremos es que la gente venga a conocer el fútbol gaélico, que haya más jugadores españoles que se enganchen. El torneo y los rivales son muy atractivos", anima Leonard. El tercer tiempo, como en el rugby, está asegurado.

Etiquetas
Comentarios