Zaragoza
Suscríbete

españa

"No hay que temer ningún 'gran apagón', nuestros sistemas están preparados"

Austria alerta de un corte de suministro que no afectará a España, según José María Yusta, experto en mercados energéticos e infraestructuras críticas

Uno de los bares afectados por el apagón
Un bar afectado por un reciente apagón.
Efe

'Gran apagón' suena a película apocalíptica y a teoría de la conspiración. Pero lo cierto es que el concepto, que lleva circulando desde hace unos días por las redes sociales y los medios de comunicación austriacos, tiene algo de cierto. El Gobierno del país centroeuropeo ha pedido a sus ciudadanos que se preparen para un posible corte en el suministro eléctrico e incluso está pertrechando a su ejército para una eventual emergencia, a la que no pone una fecha concreta pero sí un horizonte cercano.

Pero, ¿de qué hablamos cuando hablamos de 'gran apagón'? Y más allá de Austria, ¿puede afectar al resto de Europa? ¿Y a España? "En Austria puede haber algunos problemas de suministro de gas, pero la situación con nuestro país no es equiparable. La dependencia austriaca de Rusia en materia gasística es muy distinta de la España, cuyo suministro está muy diversificado", resume José María Yusta, experto en mercados energéticos e infraestructuras críticas y profesor de la Universidad de Zaragoza.

Pero, antes de nada, resolvamos otra cuestión: ¿qué tiene que ver el gas en todo esto? "Parte de la producción energética viene de centrales que convierten el gas en electricidad. En España, el 15% de la demanda se satisface mediante este método", cuenta Yusta, quien arroja luz sobre el pequeño bache que afrontarán Austria y otros países del entorno: "El gas le llega a través de gasoductos que atraviesan Ucrania y Eslovenia. Pero ahora Gazprom (la empresa gasística rusa de titularidad estatal) va a comenzar a mandar el gas a través de un gasoducto submarino hasta Alemania. Entrará en servicio a principios de 2022 y lo que Austria teme es una eventual contingencia durante esta transición. Aunque, eso sí, este mismo viernes Putin ordenó a la compañía pública que incrementase las reservas y asegurase el flujo".

España tiene un abanico de proveedores bastante más amplio. "Estados Unidos, Argelia, Qatar, Nigeria y Rusia, entre otros, son los países de los que procede el gas que empleamos. Más del 50% del total lo receptamos en forma licuada por barco en seis terminales costeras, el resto por gasoducto. Las infraestructuras, además de diversificadas, son más que robustas y solventes, tienen un gran prestigio en Europa. Son referentes. Además, tenemos reservas para cualquier eventualidad. No hay que temer ningún gran apagón", sentencia el experto.

Tampoco ha surgido problema alguno con el suministro argelino. "Un conflicto diplomático de este país con Marruecos ha propiciado que se vaya a cortar el suministro a través de un gasoducto. Pero España está conectada con Argelia a través de un gasoducto directo que llega a Almería, así como por barcos. Es lo positivo de tener varias alternativas, que no te quedas expuesto si falla alguna", razona Yusta.

El Gobierno de Aragón no estima que pueda haber ningún tipo de problema con el suministro, por lo que no ha desarrollado ningún plan de contingencia, según explican fuentes del departamento de Industria, del que depende la dirección general de Energía y Minas. La vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, afirmó este viernes que el suministro de electricidad está garantizado y ha descartado "con rotundidad" el riesgo de que España sufra apagones eléctricos. Ribera indicó que la estructura de generación eléctrica en España es "muy potente" y prácticamente duplica la demanda en momentos pico.

"Restricciones cortas"

Por contra, el ingeniero industrial Jorge Morales de Labra, presidente de la eléctrica Próxima Energía, tiene una visión algo más pesimista. En declaraciones a HERALDO sostiene que "por primera vez es factible que haya restricciones de gas en Europa y que estas deriven en cortes de energía". El también patrono de la Fundación Renovables y miembro de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético matiza, eso sí, que "no serán cortes prolongados en el tiempo, si no que se tratarán de pequeñas interrupciones, restricciones cortas de unas cuatro horas".

En este sentido, el profesor zaragozano José María Yusta recuerda que "en julio hubo un 'pequeño apagón', un breve corte en la conexión subterránea de alta tensión con Francia que derivó en una interrupción breve, de en torno a una hora, que afectó a territorios de España y Francia".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión