Zaragoza
Suscríbete por 1€

comunidad de calatayud

El último susto en Bordalba alerta del problema que sufren los pueblos sin cobertura

Los vecinos del pequeño municipio de la comarca de Calatayud se sintieron el lunes impotentes. Una mujer se desvaneció en la plaza Mayor y no había forma de llamar al 112

Plaza Mayor de la localidad de Bordalba.
Plaza Mayor de la localidad de Bordalba.
Macipe

Con angustia y frustración. Así vivieron este pasado lunes en Bordalba, una pequeña población de 52 habitantes de la Comunidad de Calatayud, muy cerca del límite provincial con Soria, el desvanecimiento de una mujer en mitad de la plaza Mayor. Fueron varios los vecinos que se acercaron a socorrerla. Sin embargo, la falta de cobertura telefónica les impidió contactar con la central de emergencias del 112. Por fortuna, la señora se está recuperando y no corre peligro. Pero todos se preguntan ahora qué hubiera ocurrido si la emergencia hubiera sido más grave.

«Mira que fue en mitad del pueblo y que la mujer se estabilizó, pero fue una experiencia muy angustiosa. Porque estar a su lado y no poder llamar…», se lamentaba ayer el alcalde, Ángel Caballero. «Como no hay cobertura –añadía–, unos subieron al castillo y otros salieron corriendo hacia las afueras para intentar encontrar conexión y avisar al centro de salud o al 112».

El regidor recordaba que ninguna compañía telefónica tiene cobertura en el centro del municipio, lo que supone un enorme problema. Sobre todo, en situaciones como la del pasado día 9. «El caso es que, cuando ya estaba estabilizada la mujer, intentamos cancelar la uvi móvil para que no viniera. Pero fue un caos, porque no había forma de llamar para que se coordinaran el 061 de Castilla y León y el de Aragón», se quejaba Caballero.

«La asistencia fue rapidísima, porque llegaron en poco más de 20 minutos de Ariza. Pero el agobio de no poder llamar y la dificultad para comunicar el estado de la persona que tienes en el suelo... Es un sensación terrible», contaba el primer edil.

Caballero recordaba que hace casi dos años recibieron una ayuda de la Comisión Europea, dentro del programa Wifi4EU, con la que pudieron instalar una conexión inalámbrica para acceder a internet. «Viene muy bien, porque para algunas cosas puedes llamar por Whatsapp, pero hay quien no se maneja, porque aquí hay mucha gente mayor», decía.

Otros pueblos afectados

La falta de cobertura telefónica sigue siendo un problema en muchos municipios. Por ejemplo, en el extremo occidental de la Comunidad de Calatayud, en lugares como Sisamón, Jaraba o Campillo de Aragón.

Hace escasamente un mes, un agricultor y concejal del Ayuntamiento de Campillo, a unos 50 kilómetros, denunciaba que durante el incendio que quemó 60 hectáreas entre Sisamón y Calmarza, originado en unas labores agrícolas, los afectados no pudieron llamar a otros compañeros para que pudieran intervenir y ayudar a los medios de extinción.

«En esa zona no hay cobertura y solo pudieron llamar al 112», explicaba el alcalde. «En situaciones así –añadía–, además de alertar a emergencias puedes llamar a alguien que esté cerca para que te eche una mano, que puede ser más rápido que esperar a que lleguen los helicópteros o los bomberos». Para Caballero, no es muy comprensible que se produzcan estos problemas en plena era digital. «Es muy sencillo: siglo XXI y 5G en las ciudades, pero aquí en los pueblos estamos sin cobertura para cosas necesarias y urgentes. Tanto con la despoblación...», criticaba con amargura. «Para las compañías telefónicas no somos rentables y no les interesa darnos servicio», decía resignado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión