Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

zaragoza

Inquietud en Casablanca por el futuro del solar en el que aparcan 455 vehículos

La parcela, propiedad de la DGA, se destinará a la construcción de viviendas y los vecinos piden que se les dé una alternativa.

Explanada de la calle Embarcadero.
Explanada de la calle Embarcadero.
Heraldo

El futuro del solar de la calle Embarcadero, en el barrio de Casablanca, siempre ha estado en el punto de mira de los vecinos de la zona. En él aparcan a diario hasta 455 vehículos de residentes y visitantes que acuden desde otros barrios y pueblos cercanos, aunque esta situación podría tener los días contados.

Tras varias décadas atascado, el consistorio zaragozano y el Gobierno de Aragón acordaron el desarrollo de estos suelos para construir en ellos 186 viviendas. En estos momentos, el Ayuntamiento trabaja en la elaboración del Plan Especial que permitirá esta edificación, mientras el descontento de los vecinos va en aumento.

“Este asunto viene desde el año 1976. Por aquel entonces ya reclamábamos que ese terreno tenía que destinarse a hacer equipamientos para el barrio”, señala José Lázaro, secretario de la Asociación de Vecinos Tomás Pelayo. Los representantes vecinales intentaron, sin éxito, que el solar pasara a manos municipales. En el año 2003 se les prometió que albergaría un pabellón polideportivo, aunque tampoco salió adelante.

Tras años de idas y venidas, la asociación es partidaria de que el solar se quede tal y como está, pese a que está calificado como suelo residencial. La gran pregunta es qué pasará con el casi medio millar de vehículos que caben en la inmensa explanada, asfaltada parcialmente en el año 2001 gracias al patrocinio de un supermercado. Y es que, de acuerdo con un estudio realizado por el colectivo vecinal, en el barrio hay hasta 1.787 viviendas sin garaje. Muchas de ellas se concentran en las calles limítrofes a Embarcadero, como La Vía, Rosas, Prado, Escuelas o Tomás Pelayo.

La presidenta de la Junta Municipal de Casablanca y concejala de Vox, Carmen Rouco, comprende y comparte la preocupación de los vecinos. “Es un tema complicado. Aquí aparca mucha gente que viene de Cuarte y María de Huerva para coger el tranvía e ir al centro”, explica.

Movilidad y Urbanismo trabajan para dar una respuesta

El pasado mes de marzo, Rouco preguntó en una comisión de Urbanismo si el Plan Especial que se está redactando tendría en cuenta esta necesidad y dónde se construiría un nuevo aparcamiento cuando el actual desaparezca. Una de las opciones que se barajan es que el proyecto incluya un aparcamiento bajo rasante rotativo para para residentes del entorno.

El concejal del área, Víctor Serrano, señaló que se tomaría en consideración el actual uso del solar y que, al mismo tiempo, se está trabajando en coordinación con Movilidad para dar una respuesta a los vecinos. En el supuesto de que se diera con alguna parcela adecuada, sería necesario estudiar su titularidad y determinar la viabilidad del acuerdo con Urbanismo o Infraestructuras.

Al margen de la polémica suscitada por el aparcamiento, la presidenta del Distrito advierte de que con la llegada de nuevos vecinos, se hará todavía más patente la necesidad de nuevas infraestructuras. “Hablamos de 186 viviendas que harán que aumente la densidad de población en un barrio que no tiene ningún equipamiento público”, recuerda.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión