Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Hallado el cadáver de un hombre en Daroca en estado de descomposición

La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación para determinar las causas del fallecimiento.

Edificio en el que vivía el fallecido, al que acudió la Guardia Civil y trabajadores de la DPZ
Edificio en el que vivía el fallecido, al que acudió la Guardia Civil y trabajadores de la DPZ
MACIPE

El cuerpo de un varón de más de 70 años fue encontrado este miércoles por la mañana en avanzado estado de descomposición en su domicilio, situado en la avenida Escuelas Pías de Daroca, según pudo confirmar HERALDO de fuentes de la Guardia Civil. Al parecer, tras las primeras observaciones, las autoridades estimaron que podría llevar fallecido entre un mes y un mes y medio. Esta persona tenía hijos, pero no vivían con él, aunque sí estaba acompañado por 13 perros.

Según explican fuentes cercanas al caso que prefieren no detallar su identidad, el hallazgo se produjo a primera hora de la mañana, tras una visita de uno de los hijos del fallecido que acudió tras estar unos días sin contacto con su progenitor. Asimismo, explican que se encontró el cuerpo parcialmente devorado por los canes. Se trataba, aseguran, de una persona con escasa relación con sus vecinos más cercanos.

Hasta el lugar de los hechos, en un primer momento, se desplazaron efectivos de los departamentos de criminalística y policía judicial del instituto armado, que realizaron una inspección ocular y recogieron evidencias en la vivienda, una segunda planta de un edificio antiguo cercano a la entrada a la ciudad desde la A-23.

El levantamiento del cadáver se realizó en torno a las 14.30 y fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de Aragón para determinar las causas del fallecimiento. Según fuentes de la benemérita, aparentemente no contaba con signos de violencia, aunque será la autopsia la que esclarezca el caso. En torno a las 15.40, cuatro miembros del centro de protección animal de la Diputación de Zaragoza, ubicado en Movera, se personaban en el lugar de los hechos acompañados de una pareja de agentes de la Guardia Civil. Cerca de media hora después sacaban del edificio y metían en un vehículo especializado un total de 13 perros, cuatro de ellos cachorros nacidos recientemente, otros más mayores y algún adulto.

El alcalde de la localidad, Álvaro Blasco, reconoció que fue el Consistorio el que avisó de la situación de los canes y el que solicitó el apoyo de la DPZ. Por su parte, desde el PP, en octubre del año pasado, a través de redes sociales primero, se denunció la situación en el inmueble, con vídeos desde la calle en los que se oían los ladridos de los animales.

Asimismo, en un Pleno del Ayuntamiento, el mismo tema se abordó y el edil popular Michel García pidió que fuera el Consistorio el que actuase. Sin embargo, Blasco alegó que el problema debería ser atendido por el Seprona. Este miércoles, García insistía en que "es una responsabilidad del Ayuntamiento" y el regidor argumentaba que "se intentó hablar con él, pero rechazaba abrir la puerta y atender a la Policía Local".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión