Despliega el menú
Zaragoza

María Navarro: "Vamos a inyectar 15,5 millones a los sectores afectados por la crisis"

La concejal de Hacienda en el Ayuntamiento de Zaragoza destaca el gasto social y el aumento inversor de sus segundos presupuestos, que inician ahora el proceso de negociación.

La concejal de Hacienda, María Navarro, en el Ayuntamiento.
La concejal de Hacienda, María Navarro, en el Ayuntamiento.
Guillermo Mestre

Llegó al gobierno con el mensaje de que la situación económica municipal era catastrófica, pero en 2021 el presupuesto crece. ¿Cómo ha sido posible?

Porque hicimos un plan urgente en Hacienda que supuso que de junio de 2019 a diciembre de 2019, en los seis primeros meses de gobierno, fuéramos capaces de amortizar 124 millones de euros de deuda. Eso ha hecho que tengamos una mejora de la situación económica para enfrentar la pandemia con solvencia.

La oposición dice que son unas cuentas en las que no parece que haya pandemia.

Nunca en la historia se habían recogido una bajada de impuestos, una bajada global de deuda, aumento en gasto social con más de 100 millones de euros, el presupuesto más inversor de los últimos 10 años y, además, suben los recursos para los servicios públicos: limpieza, parques y jardines y transporte. Fíjese si es un presupuesto de pandemia.

Los partidos se quejan de que no hay ayudas directas a los sectores afectados por la crisis.

El presupuesto prevé una inyección económica directa de más de 15,5 millones de euros para los sectores afectados por la crisis: la bajada fiscal, que supone más de 5 millones; el programa ‘Volveremos si tú vuelves’, con tres millones de euros; y el plan local de comercio, con 7,5 millones, para autónomos, comercio y hostelería.

Suben las inversiones, más de un 40%. ¿Es un presupuesto pensado ya para las elecciones?

En absoluto. Gracias a que el plan de Hacienda se ha cumplido, el endeudamiento ahora lo vamos a dedicar únicamente a invertir. Ya era hora de que en Zaragoza, en una pandemia, fuéramos capaces de hacer un presupuesto inversor.

La oposición sostiene que se ha primado las inversiones en el centro de la ciudad frente a las de los barrios.

No es cierto. Invertimos en todos los distritos y en los barrios rurales. Desde luego es un presupuesto que llegará a todos.

Este presupuesto se cuadra con deuda y con venta de suelo. ¿Es la solución a futuro para que haya inversiones en la ciudad?

El presupuesto se ha tenido que cuadrar así porque no hemos recibido ni un euro del Gobierno de España, del famoso fondo para paliar las consecuencias sociales y económicas de la covid-19, de 5.000 millones. Nuestros vecinos no pueden ser paganos de que el Gobierno se haya olvidado de las entidades locales.

Hay un fondo de transporte de 19 millones y fondos europeos.

Sí, pero eso no son los fondos para paliar las consecuencias de la covid. En transporte hay 275 millones de euros para los ayuntamientos cuando pedíamos 1.000, y de los 5.000, tenemos 0.

¿Al final habrá más ayudas?

El Gobierno de España no puede dejar de lado a las entidades locales. A las comunidades autónomas se les ha ayudado y a nosotros no. Esa es la realidad.

Las áreas de Cs -Economía, Urbanismo y Cultura- son las que más crecen. ¿Este presupuesto quiere fortalecer las relaciones con los socios?

El área más inversora del Ayuntamiento es la de Urbanismo. Si tenemos la mayor inversión en los últimos 10 años, lo normal es que suba. Nos están pidiendo ayuda los autónomos, la hostelería y el comercio y es normal que Economía suba el 26%. Y cuando el sector cultural está pasando penurias, es normal que apostemos por esta área. Es un presupuesto para una situación excepcional. Que coincida que son las áreas de Ciudadanos… Somos un gobierno muy unido. Encantada, yo que soy del PP, de haber reducido mi área un 8% en beneficio de la inversión, la economía y la cultura.

Algunos ingresos se están desplomando, como la plusvalía.

Aun con caída de ingresos el presupuesto está cuadrado. Este gobierno se comprometió a bajar impuestos y se bajan. ¿Cómo compensaremos? Tengo esperanzas de que venga algún fondo extraordinario del Gobierno de España, porque si no este Ayuntamiento tendrá muchas dificultades y el resto, también.

Caen partidas como las de cooperación al desarrollo, se elimina la de ocio para jóvenes y se mantienen las de violencia intrafamiliar. ¿Es un presupuesto pensado para pactar con Vox?

Es un presupuesto para satisfacer las necesidades de una situación excepcional. Nuestras prioridades son los más de 100 millones en gasto social y la recuperación económica.

¿Pero Vox seguirá siendo el socio prioritario?

Los socios prioritarios de este gobierno son los vecinos. Gobernamos para todos. Seremos permeables a todas aquellas enmiendas que mejoren el presupuesto, que sean posibles y que mejoren el día a día de los zaragozanos.

Pero Vox es el grupo que ha sostenido al gobierno hasta ahora y ha dicho que este presupuesto es «poco creíble e irresponsable». ¿Teme complicaciones?

De momento, las propuestas que hemos podido hablar con Vox tienen sentido común. Vox ha apoyado al gobierno, pero estamos abiertos a mirar a todos. Ya pasó el año pasado. Todas las propuestas que tengan sentido común este gobierno las va a llevar a cabo.

Queda pendiente la firma del convenio económico financiero con la DGA. ¿Se aprobará este primer trimestre?

Sí, tengo esperanzas porque así nos lo ha mostrado la DGA. Hay voluntad de llegar a un acuerdo, porque es cumplir la ley de capitalidad, que aprobaron ellos.

No parece que las cosas vayan bien. El Ayuntamiento ha presentado un requerimiento que amenaza con ir a los tribunales.

El Ayuntamiento ha presentado un requerimiento que le dice a la comunidad autónoma que tendríamos que haber firmado el convenio antes del 31 de diciembre de 2020. Ellos nos han mostrado que tienen la voluntad de hacerlo en el primer trimestre. Creo que así será.

Los conflictos son múltiples: la deuda del tranvía, los juzgados, el Tribunal de Contratos...

Los conflictos entre el Ayuntamiento de Zaragoza y la DGA han sido múltiples siempre. Pero ha habido un cambio de tendencia. Cuando nosotros llegamos había cero relaciones con la DGA. Creo que ahora hay conversaciones, se hizo una bilateral, llegamos a acuerdos. En la crisis sanitaria, el Ayuntamiento ha estado ahí siempre que la DGA lo ha pedido. En esta situación no valen los colores políticos. Hemos demostrado que hemos estado por encima de las siglas.

Etiquetas
Comentarios