Despliega el menú
Zaragoza

COMZ espera que lo vivido en sanidad sirva para no cometer los mismos errores

La presidenta ha dicho que el coronavirus "sigue siendo un riesgo" ante el que no se pude "bajar la guardia".

Trabajadores IMQ reclaman test y EPIs en acto recuerdo a auxiliar fallecida
COMZ espera que lo vivido en sanidad sirva para no cometer los mismos errores
LUIS TEJIDO

La presidenta del Colegio Oficial de Médicos de Zaragoza, Concha Ferrer, confía en que todo lo vivido durante la pandemia de covid-19 no se olvide y "sirva para que se pongan medios y no se vuelvan a cometer los mismos errores" al tiempo que recuerda que el coronavirus "sigue siendo un riesgo" ante el que no se pude "bajar la guardia".

Tras finalizar los tres meses que ha durado el estado de alarma, la organización colegial ha hecho un balance sobre las consecuencias que ha tenido la pandemia en el sistema sanitario y que ha servido para mostrar su fortaleza, pero también problemas de gestión, escasa coordinación y comunicación, falta de test y de medios de protección para los sanitarios, compra de material defectuoso y la realidad de la Atención Primaria o la de la residencias de mayores.

Tras recordar a los fallecidos durante esta pandemia, entre ellos 61 facultativos en toda España, Ferrer ha destacado que "los profesionales han dado lo mejor de sí mismos", han permanecido unidos, no han tenido horarios, se han fabricado sus propios equipos de protección, se han hecho "fuertes ante la adversidad" y "evitado que el drama de la pandemia fuera mayor".

Las labores del COMZ en esta pandemia se han centrado, recuerda Ferrer, en proteger a los profesionales para lo que ha destinado 60.000 euros para comprar 2000 EPIs para hacer frente a la falta de equipos y habilitó un servicio de alojamiento para sanitarios asintomáticos que estaban en contacto directo con pacientes con coronavirus y que convivían en sus domicilios con personas de alto riesgo, del que se beneficiaron 30 profesionales.

También proveyó de equipos y material de protección para que los profesionales que realizan su actividad en el ejercicio libre.

Ante la nueva normalidad y la posibilidad de una nueva ola de covid-19, el COMZ pide a las autoridades y al conjunto de la población "prudencia en esta nueva etapa" y exige "dotar de todo el equipamiento de protección necesario para afrontar una nueva crisis de este virus, y proporcionar los instrumentos y protocolos adecuados para detectar precozmente y aislar a los afectados".

Inciden en la necesidad de reforzar la Atención Primaria y los centros asistenciales de mayores y de dotarles, "a muy corto plazo", de nuevos recursos humanos y tecnológicos, así como de mayor coordinación para que puedan cumplir con las responsabilidades asignadas en detección, diagnóstico, tratamiento y seguimiento de nuevos casos de coronavirus.

Ferrer advierte que la actividad asistencial en los hospitales, paralizada durante el estado de alarma, se ha recuperado "con un personal que ha trabajado al límite, algunos con importante afectación psicológica por la sobrecarga asistencial y emocional sufrida en los últimos meses".

Es por lo que desde esta organización colegial se pide una política de recursos humanos "suficiente en número de profesionales" que permita llegar a una población que en Aragón está especialmente dispersa y envejecida, dotar a la Sanidad de sistemas informáticos conexionados y al alcance en todo el territorio y una mayor relación entre los equipos de atención primaria y hospitalaria.

A la ciudadanía, el COMZ pide responsabilidad, prudencia y sentido, mantener la distancia social, el uso de la mascarilla, extremar las medidas higiénicas y lavarse las manos con mucha frecuencia; evitar los espacios cerrados y las concentraciones de personas y todo ello extremado con la población de mayor riesgo, como son las personas mayores o aquellas que tienen algún tipo de patología. 

Etiquetas
Comentarios