Despliega el menú
Zaragoza

Queda libre el detenido por cortar la cara a un joven en la Casa del Loco, pese a haber sido identificado "sin dudas"

Dos amigos de la víctima habían identificado "sin ningún género de dudas" al sospechoso, pero la Policía no cree que sea el autor de la agresión. Tampoco se ha localizado aún a las cuatro personas que huyeron corriendo tras apuñalar en el pulmón a otro joven solo 40 minutos antes a las puertas del mismo bar.

La primera agresión se produjo a las puertas del local, en la calle Mayor de Zaragoza. La segunda fue dentro del bar, 40 minutos después.
Las dos agresiones se produjeron durante la madrugada en un conocido bar de la calle Mayor de Zaragoza.
Oliver Duch

La madrugada del pasado domingo fue especialmente conflictiva en Zaragoza, donde se produjeron varias riñas tumultuarias. Pero las dos agresiones más graves se registraron entre las 5.20 y las 6.00, ambas en La Casa del Loco, el conocido bar y sala de conciertos de la calle Mayor. Más de 48 horas después de los ataques, la Policía todavía no ha conseguido identificar a los autores.

El autor del primero y sus tres acompañantes se dieron a la fuga a la carrera. Por el corte en el ojo se arrestó enseguida a un joven de 19 años, pero ha quedado desvinculado de los hechos y puesto en libertad.

Según los testigos del acuchillamiento del joven José Daniel G. N., su atacante es un hombre de baja estatura y con barba que vestía un chándal ajustado. Una de las personas que presenció la agresión aseguró a los investigadores que vio al autor sacar una navaja de la parte trasera de la cintura y arremeter contra la víctima. Esta última también portaba un arma blanca cuando se presentó malherida en la puerta del bar.

Los testigos apuntaron también que al autor material del apuñalamiento le acompañaban otros dos varones y una mujer que, tras la agresión, salieron corriendo por la calle de Diego Dormer. La víctima dijo que los conocía y las cámaras de seguridad podrían haberlos grabado, pero todavía siguen en paraderos desconocido.

En cualquier caso, las pesquisas para identificarlos podrían estar avanzadas, ya que uno de los testigos dijo que vio claramente el rostro del autor material de la cuchillada y podría reconocerlo en fotografías. Según fuentes sanitarias, el herido, que tuvo que ser operado de urgencia tras llegar al hospital con el parche torácico que le puso un agente de la Policía Local, sigue estable ingresado en planta del hospital Miguel Servet.

Un primer sospechoso queda en libertad

Tras el primer suceso de las 5.20, la Policía tuvo que volver después al bar de la calle Mayor, ya que alguien rompió un vaso de cristal –primero se habló de botella– y lo usó para herir y causar un corte en el ojo derecho a un cliente. Una ambulancia de Cruz Roja lo trasladó también de urgencia al Servet, hospital donde sigue ingresado en planta.

Un par de amigos de la víctima identificaron "sin ningún género de dudas" a un joven como el agresor, al que se arrestó dentro del propio local. Sin embargo, tras una serie de pesquisas este quedó en libertad. Los responsables de la Casa del Loco disponían de grabaciones de seguridad que ofrecieron a los investigadores y que podrían haber descartado la participación de esta persona en la agresión.

Consultar más sucesos en Heraldo.es

Etiquetas
Comentarios