Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Tribunales

El juez aprecia "posibles anomalías" en las oposiciones de Bomberos de la DPZ pero archiva el caso

El juez no halla pruebas que permitan probar que el presidente de la DPZ, Juan Antonio Sánchez Quero, y otros siete investigados filtraron preguntas. Dice, eso sí, que hubo que exámenes "anómalos" que hablan de un conocimiento previo de las preguntas por parte de algunos aprobados.

Los resultados del examen teórico provocaron numerosas quejas e incluso una querella entre los aspirantes de la oposición de bomberos de la DPZ.Oliver Duch

El juez que investigaba al presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza, Juan Antonio Sánchez Quero, y a otras siete personas por la presunta filtración de preguntas en las últimas oposiciones de Bomberos acaba de decretar el archivo provisional de las diligencias. Y lo hace porque, tras varios meses de pesquisas, ha encontrado pruebas de que una serie de aspirantes tuvieron conocimiento previo de algunas preguntas, pero no se ha podido determinar ni probar que los encausados les facilitasen esa información.

Como adelantó en su día HERALDO, la querella fue presentada por un grupo de opositores ante la sospecha de que, a tenor de los resultados del examen teórico, algunos de los candidatos podrían haber sabido de antemano las respuestas de parte del examen. Hay que recordar que se presentaron 476 personas y tan solo 20 superaron el test.

Para probar hasta qué punto eran fundados sus temores, antes de que se conocieran los resultados de la prueba teórica, uno de los denunciantes levantó dos actas ante notario. En ellas, hacía constar los nombres y apellidos de ocho personas que creían que iban a aprobar. Y de ellas, seis pasaron el examen y dos se quedaron fuera por un único fallo.

Como recuerda ahora el titular del Juzgado de Instrucción número 11 de Zaragoza, basándose en los informes periciales elaborados por varios matemáticos -a propuesta de los querellantes y de la defensa-, “de las diligencias practicadas se desprende que existió un conjunto de exámenes con resultados anómalos”. El juez va más allá y añade, “siendo la causa más probable de tales anomalías el conocimiento previo por parte de los opositores que los realizaron del contenido de preguntas del mentado examen”.

Ahora bien, el magistrado no ha encontrado pruebas que demuestren que “las alegadas relaciones entre querellados y los opositores” -los denunciantes hablaban de amistad o de relación laboral, por ser algunos bomberos interinos en parques de la DPZ- llevaron a los primeros a filtrar el contenido de las preguntas. Es más, recuerda el juez que “el posible conocimiento previo de las preguntas pudo provenir de distintas fuentes”.

En su auto, el instructor no descarta “posibles defectos en los mecanismos de control de proceso de preparación o custodia del examen para preservar el respeto de las debidas garantías”. En cualquier caso, concluye, “al margen de sospechas y conjeturas, no se han constatado motivos suficientes para acusar”.

En cuanto al presidente de la DPZ, el juez subraya que no se han hallado indicios de su participación en la configuración del contenido del examen ni de que lo conociera, a pesar de sus relaciones de amistad con algunos opositores o familiares con el presidente del tribunal.

Por falta de pruebas, tal y como pedía el letrado de la defensa, Jesús García Huici, el juzgado decreta el archivo de la causa. Pero el auto todavía puede ser recurrido por los querellantes, a los que representa la letrada Carmen Sánchez Herrero.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo