Despliega el menú
Zaragoza

ZEC se acerca al pacto con CHA para el presupuesto mientras exige «realismo» al PSOE

Socialistas y nacionalistas plantean 88 enmiendas con las que quieren mover partidas por valor de casi 18 millones.

Carmelo Asensio, Fernando Rivarés y Javier Trívez, el pasado septiembre durante la negociación de las ordenanzas fiscales.
Carmelo Asensio, Fernando Rivarés y Javier Trívez, el pasado septiembre durante la negociación de las ordenanzas fiscales.
Raquel Labodía

Los grupos de izquierdas han activado este viernes la maquinaria de la negociación presupuestaria con visos de acuerdo. Al menos esa ha sido la opinión del concejal de Economía, Fernando Rivarés, que ha dado prácticamente por cerrado un pacto con CHA para las cuentas de 2018 del Ayuntamiento de Zaragoza mientras pedía "realismo" al PSOE, grupo con el que aún mantiene diferencias. No obstante, pese a las discrepancias, el responsable municipal ha afirmado que "la sintonía" con los socialistas "es del 90%".

En el último día de plazo, PSOE y CHA han presentado 88 enmiendas al presupuesto, por un valor de casi 18 millones de euros en conjunto. Por ahora, los grupos de izquierdas, que se reunieron ayer, han mostrado su disposición al acuerdo y Rivarés ha subrayado el alto grado de entendimiento.

«Hay una absoluta sintonía con CHA, hemos trabajado juntos sus enmiendas y han sido asumidas. Ahora somos dos, pero tenemos que ser tres", ha dicho Rivarés, aunque los nacionalistas han replicado que no está cerrado el pacto ni mucho menos. Con los socialistas las discrepancias se centran "en el cómo y en cuánto", ha afirmado Rivarés.

Por ejemplo, ha citado obras que en su opinión no se pueden ejecutar con la cantidad propuesta por el PSOE, como la renovación de tuberías, para la que los socialistas piden 2,5 millones. Por eso ha exigido"realismo" a sus socios. También ha reclamado que con las bases del presupuesto no se dificulte la ejecución de las distintas partidas, así como las modificaciones que se tramitan a lo largo del ejercicio. ZEC ha asumido que parte de las enmiendas de PSOE y CHA detraerán fondos de la ampliación del servicio Bizi, que contaba con 1,9 millones en 2018 y que no se va a ejecutar porque el proyecto está en los tribunales.

El concejal socialista Javier Trívez ha expresado que la negociación ha empezado "muy mal", porque el gobierno decidió aprobar el borrador presupuestario sin conversaciones previas con su grupo. Además, ha explicado que se han incumplido un 45% de las enmiendas socialistas a las cuentas de 2017. Para aprobar las cuentas, ha exigido un cronograma antes del 8 de enero que fije los plazos de ejecución de las cuentas.

No obstante, ha declarado que el PSOE "va a hacer lo posible por llegar a un acuerdo". Su grupo presentó 39 enmiendas por un valor de 12 millones de euros. Entre las más importantes figuran 2,3 millones destinados a movilidad o las obras en barrios, con 2,7 millones (calle Matheu, explanada de la estación del Norte, pavimentación de la calle Delicias…). También hay 1,3 millones para el parque de Torrerramona. Muchas de estas propuestas ya estaban en el presupuesto de 2017 y no se ejecutaron.

Carmelo Asensio, de CHA, ha anunciado 49 enmiendas por valor de 5,8 millones. De esta cantidad, 4,5 millones se destinarán a Movilidad, mientras que las de Derechos Sociales suman un millón. Entre los proyectos de CHA figuran la mejora de varios campos de fútbol, la apertura de la calle Hayedo, la mejora de la iluminación del parque Pignatelli o nuevos mercados públicos en Parque Venecia y Actur.

Etiquetas
Comentarios