Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

El agua de boca de Calatorao no es apta para el consumo desde hace dos meses

El Ayuntamiento recomendó a los vecinos no beber del grifo al detectar que el agua salía turbia.

Una empleada del supermercado Dia de Calatorao repone botellas y garrafas de agua.
El agua de boca de Calatorao no es apta para el consumo desde hace dos meses
Macipe

El Ayuntamiento de Calatorao volvió a recomendar a la población hace unos días no consumir agua del grifo después de una avería en la tubería general que obligó a retomar el suministro exclusivamente para uso higiénico desde unos pozos contaminados. Es un anuncio que se repite a través de las redes sociales y de la app municipal, después de otra advertencia similar realizada en diciembre porque los análisis, en este caso, evidenciaron problemas de turbidez.

El alcalde, David Felipe, explicó que hace poco más de una semana, para evitar el desabastecimiento de agua a la población, conectaron el sistema con unos pozos, que están clausurados desde hace tiempo, al detectar plaguicidas. Se notificó a los vecinos que no consumieran agua del grifo, salvo para uso sanitario. Fue una situación "excepcional" que ya se ha normalizado, y el municipio vuelve a recibir el suministro de Yesa, un sistema que funciona desde 2014.

A principios de diciembre de 2016, el Ayuntamiento también informó que el agua no era apta para el consumo de boca, una recomendación que aún mantiene. El origen, entonces, podría estar en las precipitaciones registradas a finales del año pasado, que provocaron que el agua saliera, en ocasiones, por los grifos de Calatorao con un color ligeramente marrón. El problema con el agua de boca en esta localidad de la comarca de Valdejalón no es nuevo. De hecho, desde hace tiempo existe un proyecto para construir una planta potabilizadora, para garantizar un servicio de calidad.

"El agua de Yesa llega tal cual y necesitaríamos una decantadora para filtrar los sedimentos, que ahora no tenemos". Con este sistema, "el agua era potable, pero debido a las últimas lluvias de diciembre hemos registrado problemas de turbiedad", como se recogieron en los análisis realizados. El Consistorio de esta población tiene un proyecto (aprobado en pleno y adjudicado) para crear una potabilizadora para eliminar los residuos sólidos.

"Tenemos un problema serio que estamos intentando resolver", apuntó. El documento para construir esta instalación está listo , pero el Gobierno de Aragón exige llevar a cabo modificaciones al Plan General de Ordenación Urbana. "Pensábamos que los trámites administrativos se resolverían declarando la obra de interés social, pero no fue así y tenemos que seguir los trámites reglamentarios", resumió el responsable local.

Después de tanto tiempo arrastrando esta situación, muchos vecinos compran botellas y garrafas. Desde el supermercado Día, su propietario, Ángel Carnicero, confirmó que, en los últimos días, "se han triplicado las ventas de estos productos". Él, al igual que otras compañeras, lleva tiempo consumiendo agua mineral, incluso para cocinar, para evitar la cantidad de sedimentos que arrastra el líquido. Un hábito que siguen muchos otros vecinos del municipio, sobre todo durante el verano. Desde un restaurante de la localidad confirmaron también que emplean agua embotellada incluso para los cafés que sirven a los clientes.

Desde el Ayuntamiento alertan de esta situación a través de la página de Facebook y de la aplicación que tiene el Consistorio para ofrecer información, en la sección de bandos de su web municipal y por megafonía.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión