Zaragoza

Huelga de limpieza

Oliván propone la opción del arbitraje para solucionar en el conflicto de la limpieza

Ambas partes deberían ponerse de acuerdo en elegir, de entre los profesionales del SAMA, a la persona que haga de árbitro. Una vez aceptado el arbitraje, la decisión es de obligado cumplimiento.

El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia del Gobierno de Aragón, Ricardo Oliván, va a enviar este viernes una carta al comité de huelga de los trabajadores de limpieza de centros del Servicio Aragonés de Salud (Salud) y a las empresas proponiéndoles que se sometan a un arbitraje "como fórmula de desbloqueo del conflicto".

Estos empleados están en huelga indefinida desde el pasado 20 de mayo para reclamar la firma de un convenio colectivo, paro convocado por los sindicatos CC.OO., UGT, CGT, CSIF y OSTA. Además, desde este jueves, están acampados en la plaza de la Convivencia de Zaragoza, frente al Salud y al Departamento de Sanidad, y dos personas están en huelga de hambre.

En declaraciones a los medios de comunicación, en los pasillos de las Cortes autonómicas, donde se celebra sesión plenaria, Oliván ha explicado que la adhesión a esta fórmula de arbitraje, prevista en la legislación, es "voluntaria por las dos partes", de forma que "si no lo quieren, no lo van a hacer", pero si aceptan, "el laudo que se emita es de obligado cumplimiento".

El consejero ha indicado que si tiene lugar el arbitraje, las partes deberán ponerse de acuerdo en la persona que haga de árbitro, eligiendo entre los once profesionales de reconocido prestigio de que dispone el Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA).

Oliván ha subrayado "la voluntad" del Gobierno de que se llegue a acuerdos lo antes posible: "Para eso tenemos que poner encima de la mesa los instrumentos que hay", ha señalado tras recordar que la mediación en el SAMA no fue suficiente.

Hay espacio

Oliván ha comentado que no hay plazos para el arbitraje, pero ha remarcado que la fecha importante es el 7 de julio, ya que si en ese día no hay un acuerdo, caducará el actual convenio del sector en Aragón y deberán acogerse al estatal, que supone una rebaja salarial para estos trabajadores del 30 por ciento. 

"Espero que se llegue a un acuerdo pensando en las trabajadoras de limpieza, que serían las perjudicadas", para apuntar que cuando "en la negociación cara a cara no se perciben avances, esta es una fórmula adecuada", ha apostillado el consejero.

Etiquetas